El juicio por robo contra Héctor Fretes pasó a cuarto intermedio hasta hoy

Héctor Fretes, imputado por el homicidio de Luis Miguel Curiqueo, está siendo juzgado por un robo ocurrido en septiembre de 2015. Su abogado defensor, Guillermo Iglesias, ayer pidió que sea beneficiado con una suspensión de juicio a prueba. Sin embargo, el juez Mariano Nicosia desestimó el planteo porque cumple prisión preventiva por el crimen. Hoy continuará el debate luego de un cuarto intermedio y la defensa pediría un juicio abreviado.

Héctor “Topo” Fretes está imputado por el crimen de Luis Miguel Curiqueo, ocurrido en la madrugada del viernes 8 de septiembre de 2017 en el pub “Draw” de Comodoro Rivadavia. Por ese hecho cumple prisión preventiva, y mientras tanto, es juzgado por otro delito: un robo que se produjo en septiembre de 2015.

Ayer se realizó una audiencia en el juicio. Sin embargo, la misma pasó a un cuarto intermedio hasta hoy, luego de que el juez Mariano Nicosia rechazó un planteo del abogado defensor, Guillermo Iglesias, quien pidió una suspensión de juicio a prueba para su pupilo, quien está imputado.

Iglesias planteó la suspensión, ya que Fretes no tiene antecedentes penales computables, ni le fue otorgado anteriormente un beneficio de ese tipo. Si bien admitió que a su pupilo se lo investiga por el homicidio de Curiqueo, causa que vence el plazo de investigación el próximo 15 de marzo, consideró que la suspensión de juicio a prueba es un derecho del imputado, ya que “todo ciudadano es inocente hasta ser declarado culpable mediante sentencia firme”.

A cambio, el abogado ofreció presentaciones regulares de su defendido ante el Cuerpo de Delegados de Control, pautas de conducta y reparación económica en la medida de sus posibilidades.

La fiscal, Camila Banfi, que interviene en la causa, se opuso rotundamente al planteo del defensor en base a la oposición de la víctima, quién no aceptó una reparación y por ello se elevó la causa a juicio.

También mencionó la imposibilidad de cumplir con el beneficio solicitado, ya que no se le pueden imponer reglas de conducta a Fretes porque se encuentra privado de su libertad.

Además, hizo hincapié en el hecho en que se lo acusa. Recordó que el 28 de septiembre de 2015, a las 6:30 Fretes habría asaltado a una mujer, junto a una cómplice, cuando la víctima se dirigía a tomar el colectivo sobre avenida Estados Unidos.

Según la acusación de la Fiscalía, al llegar a la altura de Colonos Galeses, Fretes y una femenina abordaron a la víctima y le exigieron sus pertenencias. Al resistirse, el ahora imputado le arrojó gas pimienta y uno de los dos delincuentes le sacó la cartera a la víctima, para finalmente subirse a un Volkswagen Gol y huir en dirección oeste.

El robo fue visto por agentes policiales que luego de interrogar a la víctima sobre lo sucedido, iniciaron una persecución del vehículo y lo interceptaron, deteniendo a sus cuatro ocupantes, incluido Fretes.

Finalmente, Nicosia ayer resolvió no hacer lugar al planteo del defensor, rechazándolo porque solamente se aplica a personas en libertad y este no es el caso.

Así la defensa pidió un cuarto intermedio hasta hoy con el objetivo de tratar un posible juicio abreviado, se confirmó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico