El muerto había pagado las hamburguesas

Kevin Martínez, el carnicero del almacén "Daniela", ubicado en Código 475 al 219 del barrio Abel Amaya, mató de una puñalada a Abelardo Liempi en medio de una discusión en la calle que tuvo lugar el domingo a la noche. Hoy será sometido a la audiencia de control de detención y formalización de la investigación por homicidio. Las primeras versiones daban cuenta de que Liempi había sustraído una caja de hamburguesas, pero después la Brigada de Investigaciones corroboró a través de las cámaras de seguridad del local que los productos habían sido pagados por la víctima que estaba acompañado por una mujer en ese momento. Ella es la testigo principal del homicidio.

El domingo a las 23, Abelardo Liempi (25) fue asesinado de una puñalada en el cuello por un carnicero del almacén “Daniela”, ubicado en la calle Código 475, número 219 del barrio Mario Abel Amaya. Según se investiga, el carnicero identificado como Kevin Martínez (23) habría mantenido una discusión en el interior del local comercial con la víctima, la cual concluyó trágicamente en la calle cuando el profesional de la carne utilizó su instrumento de trabajo: un cuchillo con una hoja de 25 centímetros.

Liempi estaba acompañado de Y.M. (21), quien ahora se convertirá en testigo clave para el Ministerio Público Fiscal que debe esclarecer lo que ocurrió anteanoche en lo que sería el cuarto homicidio de 2018 en Comodoro Rivadavia, después de los de Ismael Martínez (57) en Km 14 el 2 de febrero; Soledad Arrieta (38) el 5 de febrero en el barrio Amaya y Juan Ignacio Troncoso (36), el 19 de febrero en el 30 de Octubre. Aún se debe aclarar si fue homicidio o accidente la muerte de Pedro Andrés Barría (38), ocurrida el 11 de marzo en La Floresta.

Policías de la Seccional Quinta llegaron al lugar del homicidio porque un llamado telefónico alertó acerca de una persona tirada en el suelo malherida. Después se informó a las autoridades judiciales y a la Policía Científica para resguardar la escena del hecho.

En el lugar se detuvo a Martínez y en el interior del local comercial se secuestró el cuchillo tipo filetero con el que el carnicero mató a Liempi.

La primera versión policial que trascendió durante la madrugada de ayer es que la víctima había sustraído una caja de hamburguesas y que luego había arrojado piedras al local comercial, además de amenazar al carnicero, por lo que éste salió a defenderse. Incluso la Policía informaba en un primer momento de la detención de Y.M., la mujer que estaba acompañando a la víctima, pero ello se negó a medida que se iba clarificando la situación. El que sí quedó detenido fue el carnicero Martínez.

Incluso en la mañana de ayer trascendió que la víctima tenía varios antecedentes penales y hasta condenatorios por robo. Y se sumaban testimonios públicos de vecinos del sector que daban cuenta de que la víctima solía amenazar a los comerciantes de la zona y causarles molestias si no le abrían crédito para sus compras.

CAMARAS ESCLARECEDORAS

Sin embargo, con el correr de las horas las fuentes consultadas le informaron a El Patagónico que miembros de la Brigada de Investigaciones observaron las cámaras de seguridad del local comercial y allí descubrieron que las imágenes dejaron claro que Liempi había abonado la caja de hamburguesas que planeaba cenar. Ello echó por tierra las primeras versiones y testimonios de que la víctima había robado la comida precocida.

Incluso al cierre de esta edición se trataban de obtener testimonios que pudieran establecer qué diferencias tuvieron Liempi y Martínez en el interior del almacén que llevaron al carnicero a salir del local y asestarle la puñalada mortal a la víctima.

Entre los testimonios que habría logrado recolectar en el inicio de la investigación el personal de la Seccional Quinta, hay uno que daría cuenta de que cuando el carnicero salió con el cuchillo Liempi realizó un ademán para sacar algo de la cintura y que en ese momento Martínez le asestó la puñalada y le provocó la muerte casi en la puerta del local comercial.

De esa manera, los efectivos policiales que intervinieron en el lugar resguardaron para secuestro un cuchillo de mesa sin mango, tipo serrucho, que podría estar relacionado con el hecho.

En el lugar trabajó personal de Policía Científica que realizó hisopados en la pared del local comercial en busca de manchas hemáticas y secuestró además una piedra con manchas de sangre, la hoja de cuchillo referenciada por los uniformados, el cuchillo del carnicero y un bidón.

El caso es investigado por el fiscal Héctor Iturrioz, junto a Cecilia Codina; el personal de Brigada de Investigaciones a cargo de los comisarios Andrés García y Pablo Lobos y la Seccional Quinta que comanda el comisario Jorge Calderero.

Hoy Martínez será sometido a la respectiva audiencia de control de detención y formalización de la investigación en la Oficina Judicial.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico