El prontuario delictivo de Brenda Vargas llegó a los medios nacionales

Este miércoles, diario Clarín publicó una extensa nota sobre la conocida delincuente comodorense que se encuentra prófuga, titulada: "la historia de Vargas, la presa que quema comisarías cuando no la dejan fumar".

Brenda Noelia Vargas, de 26 años, está prófuga desde el 26 de noviembre pasado cuando accedió al beneficio de las salidas transitorias para ver a su familia y nunca regresó a la Alcaidía de Comodoro Rivadavia, donde estaba detenida. La delincuente está acusada de ser cómplice de un crimen, amenazas, drogas y portación de armas.

Clarín se hizo eco de la historia de Brenda y este miércoles publicó una extensa nota sobre su prontuario criminal: “está acusada como cómplice de un crimen, quiso incendiar la Alcaidía de Comodoro Rivadavia, amenazó a su ex con un arma y quemó con agua hirviendo a un guardia porque no le quiso convidar fuego para un cigarrillo... Pero, como si eso fuera poco, ahora se fugó durante una salida transitoria. La busca hasta Interpol ”, relata el diario nacional.

brendaclarin2222.JPG

Nacida un 13 de febrero de 1992, muchos aseguran que su padre es Marcelo Alejandro García, el tristemente célebre "descuartizador de Las Torres". El hombre purgó una condena a 14 años de prisión por el brutal crimen de una promotora en 1996 y que mató a un preso en la Unidad N°6 de Rawson”, explican en la nota.

La joven ingresó detenida el 10 de febrero de 2017 por amenazar con un arma de fuego a su expareja, a quien le reclamaba dinero. Esa causa fue calificada como portación de arma de fuego de guerra sin la debida autorización legal y amenazas agravadas por el uso de arma de fuego. Y estando detenida le abrieron otros tres legajos de investigación que fueron incluidos en el acuerdo de juicio abreviado: dos incendios intencionales y quemar a una celadora con agua.

El cargo más fuerte contra Vargas, en cambio, es su participación en el asesinato de Néstor Velázquez, ocurrido en marzo de 2014. Según la investigación, citó a la víctima en la cancha de un club de Comodoro Rivadavia y fue allí donde lo asesinaron de un balazo. La acusan de ser la entregadora.

Además, cuenta con cargos de ´portación de arma de fuego de guerra y amenazas agravadas por el uso de arma de fuego´. La causa por esos delitos se inició cuando, estando en libertad condicional, Vargas llegó a la casa de su ex a bordo de un remís y lo amenazó para que le entregara un dinero que, supuestamente, le debía ”, comentan en Clarín.

Vargas, además, también fue condenada porque, mientras estaba presa en el pabellón de mujeres de la Alcaldía de Comodoro Rivadavia, prendió fuego la celda. Fue el celador del lugar quien, al ver humo, dio aviso a los guardias. Cuando entraron al pabellón, allí estaba Vargas con un pañuelo en la cara. “¿Viste? Te pedí fuego y cigarrillos, y como no me los entregaste, ahí tenés”, le dijo desafiante a un penitenciario.

Pero no fue su primera vez con el fuego, ni mangueando cigarrillos. En la Comisaría de Rada Tilly, Vargas cumplió la prisión preventiva y, allí, otra vez su deseo de fumar terminó en un incendio. Según la Fiscalía, Vargas le pidió fuego a la celadora, pero la mujer le respondió que no tenía. También le dijo que, si tenía paciencia, iría a buscar un encendedor. Cuando la penitenciario regresó con el encendedor, Vargas le respondió tirándole agua hirviendo. La acusaron de ´lesiones leves agravadas por haber sido ocasionadas a una funcionaria policial´ ”, informan en la nota.

El 28 de agosto de 2017, Vargas encendió papeles y un colchón en la Comisaría de Rada Tilly, y provocó en el lugar. Otra vez se la juzgó por incendio agravado y por haber puesto en peligro bienes del Estado.

El 11 de febrero de este año, Vargas volvió a ser noticia por un video que se difundió, en el que se ve a la condenada a cuatro años y seis meses de prisión dentro de la Alcaldía consumiendo un cigarrillo que sería de marihuana, saludando a un supuesto grupo de Whatsapp y cantando la canción del reggaetonero Ozuna “Criminal”, que suena de fondo.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico