Habrá oficinas municipales y provinciales en el acceso norte

En un predio de aproximadamente tres hectáreas ubicadas en el acceso norte de Caleta Olivia, hacia la margen oeste de la Ruta Nacional Nº 3, esta semana se incrementó el trabajo de movimiento de suelos con máquinas viales para preparar el terreno donde se instalarán una balanza de camiones y dependencias de tránsito y abasto, así como un control policial que indistintamente estarán a cargo de personal municipal y de organismos provinciales.

Se trata de una obra multipropósito que fue proyectada por las nuevas autoridades de la comuna y del Ejecutivo provincial.

El área fue recorrida en las primeras horas de la tarde de este martes por el ministro de Seguridad, Pedro Pródromos, y el intendente Pablo Carrizo. Este último estuvo acompañado por el secretario de Obras y Servicios, Daniel Barrera, y el subsecretario de Planificación, Luis Haidamaschuk (foto).

Este proyecto iba a ser ejecutado inicialmente en un sector distante a dos kilómetros del ingreso a la ciudad del Gorosito, aprovechando un edificio inconcluso (y deteriorado) que hace más de una década estaba destinado al Consejo Agrario. Pero se decidió dejar sin efecto esa iniciativa ya que existe un conflicto legal con quienes tienen la propiedad de ese lote correspondiente a una sucesión de ganaderos.

En informal diálogo con la prensa, el intendente y el ministro de Seguridad indicaron que la instalación de la balanza para camiones es de vital importancia ya que a Santa Cruz ingresan numerosos rodados de gran porte con cargamentos que sobrepasan los límites de peso y ello se evidencia en el deterioro de las rutas, sobre todo en la Nº 3, siendo Caleta Olivia un punto estratégico para realizar los controles y aplicar las multas que correspondan.

Por otro lado, se hace necesario que otros organismos de control estén ubicados en el mismo sitio (a unos 200 metros al norte de la estación de servicio San Carlos), como el caso de dependencias de la Supervisión de Transito y de la oficina Abasto del municipio, que por ahora disponen de precarias instalaciones en las cercanías.

A ello se sumará un edificio para la Policía provincial, cuyo personal monta guardia permanente en la ruta, sin contar con un refugio propio.

“Ese es un proyecto multipropósito que nos permitirá interactuar de manera simultánea con organismos provinciales”, manifestó el intendente, indicando además que en un lapso de dos meses las obras alcanzarían un gran avance.

Por su parte, el ministro precisó que la balanza será aportada por Vialidad Provincial y que la operatividad estará a cargo del área de Transporte.

Indicó además que si bien esa no era una órbita de su competencia, entendía que la misma es la que se ocupará de determinar el costo de las multas y las directivas para trasvasar mercaderías toda vez que se detecten camiones con demasiado peso.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico