Investigan a directora de una escuela por obligar al personal a cocinar con alimentos vencidos

La denuncia la realizó un papá y fue ratificado por los empleados de la Escuela Rural. Intervino el Municipio de Puerto Deseado y se inició una investigación. Habrá controles de salud preventivos.

A raíz de una denuncia que efectuó el padre de un alumno que asiste a la Escuela N°51 de Tellier, la Dirección de Desarrollo Social realizó un control en conjunto con el Departamento de Inspección General de Puerto Deseado en el establecimiento. El operativo se concentró en el comedor de dicha escuela dado que se alertó el uso de alimentos vencidos. Esta versión luego fue respaldada por personal de cocina y maestranza, quienes apuntaron contra los métodos de trabajo que imponía la Directora de la institución. Trascendió que ésta obligaba al personal a cocinar y darle alimentos vencidos a los alumnos de la escuela.

Se indicó que el Departamento de Comedores municipal enviaba alimentos para cocinarle a los alumnos de lunes a viernes, pero por orden de la directora -se dijo- se cocinaba solo de lunes a jueves.

"Por la inquietud de este padre, que indicaba que se les estaba dando alimentos vencidos a los chicos, fuimos hasta la institución", le comentó a Tiempo Sur Nancy Álvarez, secretaria de Desarrollo Social de la comuna deseadense. Precisó que es la Municipalidad la que envía los alimentos al colegio, y es su labor controlar que los proveedores entreguen los mismos frescos. Una particularidad que la funcionaria municipal mencionó es que de manera frecuente se efectúan controles. No obstante, en la escuela de Tellier se les dificultaba esta tarea, dado que la directora tenía almacenes, heladeras y frízeres con llave, y cuando se los requería algo le imposibilitaba abrirlos.

Para esta ocasión casualmente hallaron un almacén y un frízer abierto, lo inspeccionaron y detectaron alimentos caducados. Fue así que se decomisó verdura, leche, cacao, arroz y más de 100 kilos de carne.

DENUNCIAS

Viajó hasta la localidad portuaria el Director Provincial de Educación Rural y también se hizo presente el de Educación Zona Norte para tomar contacto con el caso. La directivo fue sumariada hasta tanto se investigue y resuelva la situación por la que se la acusa.

En cuanto al estado de salud de los veinte chicos que asisten al comedor de la Escuela N°51 Álvarez expuso que ninguno presentó algún síntoma de malestar según los dichos de los propios padres. No obstante, se pautó una reunión con el Director del Hospital Zonal de Puerto Deseado para realizarles un control preventivo a los estudiantes.

Cabe indicar que el intendente Gustavo González afirmó el municipio realizó las denuncias y los informes correspondientes.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico