La Fiscalía pide 10 años de prisión para los implicados en el asalto al locutorio

Después de que los tres sospechosos llevados a juicio fuera hallados penalmente responsable del delito que se les imputaba, este jueves se realizó la audiencia de cesura donde se discutió la pena que deberán cumplir. La fiscalía, como parte acusadora, pide 10 años de prisión. En cambio, los defensores solicitan la pena mínima contemplada para este delito, que es de 6 años y 8 meses. Este viernes los jueces darán a conocer su veredicto.

En los tribunales penales de Comodoro Rivadavia se desarrolló este jueves la audiencia de cesura –o discusión de la pena- en el marco del juicio por el asalto armado al locutorio Alcorta, registrado el 19 de septiembre de 2020.

En el contexto del juicio, Diego Ferrín y Santiago Acosta fueran declarados responsables como “coautores” de “robo agravado por el uso de arma de fuego” mientras que Nicolás Méndez fue declarado “partícipe necesario”.

Este jueves, al discutirse el monto de la pena, la fiscalía solicitó la pena de 10 años de prisión para los tres condenados. En tanto, los tres defensores requirieron la pena mínima establecida para el delito: 6 años y ocho meses de prisión. Asimismo, la fiscal solicitó que se les revoque los beneficios de salidas laborales que tienen Ferrin y Acosta, al igual que el arresto domiciliario de Méndez.

En contraposición los defensores solicitaron se les mantenga dichas medidas de salidas laborales y la prisión domiciliaria de Méndez. Los jueces pasaron a deliberar y este viernes 23 de septiembre, al mediodía, darán a conocer su veredicto de pena.

El tribunal de debate fue presidido por Daniela Arcuri e integrado por los jueces penales Alejandro Soñis y María Laura Martini. El Ministerio Público Fiscal fue representado por Andrea Rubio, fiscal general y Maximiliano Morsucci, funcionario de fiscalía. La defensa de Ferrin fue ejercida por Eduardo Stepa, la de Acosta por Alicia Dramesino y la de Méndez por Guillermo Iglesias, abogados particulares de los mismos.

ASALTO ARMADO

El delito llevado a juicio se produjo el 19 de septiembre de 2020, alrededor de las 9:15.

Según la imputación presentada por la Fiscalía, Diego Ferrin y Santiago Acosta, arribaron a la calle Malvinas, a bordo de una Fiat Fiorino, con el logo de panadería “La Ronda”.

Descendieron del vehículo por la puerta del acompañante y se dirigieron caminando hasta el local comercial “Locutorio Alcorta”, sobre Figueroa Alcorta y Malvinas.

De acuerdo con el relato de la Fiscalía, los dos hombres ingresaron al local, lugar donde se encontraba atendiendo la víctima y se dirigieron hacia el sector de la caja registradora.

Seguidamente Acosta se alejó de ese sector para dirigirse hacia donde se encuentran las heladeras y sustrajo dos botellas de cerveza marca Patagonia; mientras Ferrin se dirigió hacia la parte trasera del mostrador, posicionándose al lado de la víctima, donde extrajo de su campera un arma de fuego tipo pistola marca Bersa, calibre 9 mm y le manifestó: “dame toda la plata o si no te voy a tirar en la cabeza”.

En ese momento cargó el arma de fuego y cayó al suelo un cartucho a bala punta encamisada de calibre 9mm. Ante ello la damnificada le indicó dónde se encontraba el dinero, el cual sustrajo Ferrin y se lo colocó en uno de sus bolsillos.

De ese modo, ambos se retiraron del lugar con las dos botellas de cerveza marca Patagonia y una importante cantidad de dinero en efectivo, ascendieron a la Fiat Fiorino y escalaron del lugar.

Según la acusación de la Fiscalía, tanto para la comisión del delito como para momentos posteriores al mismo, Ferrin y Acosta tuvieron la cooperación esencial de Nicolás Méndez, quien les aportó la información del comercio damnificado, les facilitó su arma y el vehículo que esa mañana tenía a su cargo.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico