Las 5 detenidas siguen en estado delicado y hoy Gendarmería inspeccionará la alcaidía

Jessica Aguilera, Gisela Pérez, Laila Núñez, Nahir Quinteros y Juliana Uribe, las cinco detenidas que el miércoles debieron ser rescatadas de un incendio intencional que se registró en el pabellón femenino de la alcaidía, seguían anoche internadas en estado delicado, en salas de terapia intensiva de los hospitales Regional y Alvear. Aún se desconoce cómo fue provocado el fuego. Un perito de Gendarmería Nacional, junto a representantes de la Fiscalía y la Defensa Pública participarán hoy a las 9 de una nueva inspección en el recinto.

Las cinco internas del pabellón de mujeres de la alcaidía policial de Comodoro Rivadavia permanecen en estado grave y con pronóstico reservado tras sufrir asfixia y quemaduras en las vías respiratorias durante el siniestro desatado el miércoles pasadas las 13.
Jessica Aguilera (29), Gisela Pérez (36), Laila Núñez (26) y Juliana Uribe (19) están internadas en el Hospital Regional.
Mientras tanto, Nahir Quinteros (27) continúa en el Hospital Alvear. Ayer iba a ser trasladada al Hospital Regional, pero finalmente no lo hicieron por el riesgo que implicaba.
Según el parte médico brindado por las autoridades médicas del Hospital Regional, las víctimas se encuentran “con asistencia mecánica respiratoria, estabilizadas y con pronóstico reservado a la espera de su evolución en las próximas horas”. Si bien las afecciones son similares en las todas las pacientes, Jessica “La Tona” Aguilera “requiere a su vez soporte cardiovascular”.
En tanto, la directora del Hospital Regional, Myriam Monasterolo, remarcó que todas las mujeres "están con cuadro respiratorio por la inhalación de humo pero no hay otras heridas”.
En cuanto a las circunstancias del origen del incendio aún no están claras, aunque las autoridades policiales ya manejan hipótesis.
El jefe de la alcaidía, comisario Víctor Farcy, analizó que en el sector en donde se originó el fuego funciona un calefactor a gas y que el siniestro se habría iniciado luego de que alguna de las internas arrojara algún elemento sobre el mismo.
Sin embargo, desde la Fiscalía y la Defensa Pública son muy cautelosos en cuanto a los detalles de la investigación debido a que no pudieron tomarles entrevista a las víctimas, producto de su delicado estado de salud.
En ese sentido, se efectuará hoy a partir de las 9 una nueva inspección ocular en el pabellón para determinar las causas.
Con esa finalidad se convocó a un perito perteneciente a la Gendarmería Nacional que actuará junto a los representantes fiscales encabezados por Camila Banfi y la defensora pública Lucía Pettinari, a cargo de la Oficina de Asistencia a las Personas Privadas de su Libertad.

SE CUBRIAN CON COLCHONES

El jefe de la alcaidía describió que en medio del incendio, una vez que el cabo Daniel Díaz junto a dos guardiacárceles lograron acceder al antiguo pabellón que tiene dos puertas de seguridad, “estaban todas en el piso cubriéndose con colchones o mantas para poder respirar".
En ese desesperante momento las internas fueron sacadas al patio trasero del pabellón y "presentaban mucha dificultad respiratoria". Allí fueron asistidas por “médicos que tuvieron que entrar cubiertos” al sector para asistirlas y luego fueron trasladadas al centro asistencial.
Mientras fueron siete los efectivos que resultaron con intoxicación por inhalar humo, los cuales también fueron hospitalizados pero el mismo día recibieron el alta médica.
Durante la jornada de ayer arribó el director de Seguridad de la Policía del Chubut, Claudio Terrón, quien recorrió las instalaciones carcelarias.
Se cree que el incendio en la alcaidía agilizará la inauguración de los nuevos pabellones. Hay que recordar que el juez de ejecución, Alejandro Soñis, intimó al Estado provincial para que habilite esa parte del edificio debido al planteamiento de la Defensa Pública y las presentaciones de habeas corpus.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico