"Los meses que estuve preso no me los va a devolver nadie"

Daniel Ruiz fue excarcelado tras haber sido detenido por la protesta de diciembre de 2017 contra la reforma previsional. "Los trece meses que estuve preso no me los va a devolver nadie", afirma y asegura: "en el juicio vamos a demostrar que todo esto estuvo viciado de arbitrariedades".

Fue una excarcelación express, los jueces la firmaron a las 18 y a las 19 los guardias abrían el portón de Marcos Paz, sus compañeros no llegaron a tiempo así que el ex preso político se tomó el colectivo.

"Me estoy adaptando de a poco a la libertad, el encierro a uno lo intimida, pero ya vamos agarrando confianza, es impresionante el nivel de aumento de precios, mejor seguir adentro", comenzó relatando Daniel Ruiz en diálogo con PáginaI12.

Luego de casi trece meses detenido en la cárcel de Marcos Paz, imputado por supuestas lesiones a un policía durante la represión de diciembre de 2017 a la manifestación contra la reforma previsional, este obrero del petróleo y militante del PSTU (Partido Socialista de los Trabajadores Unificado) resume que su encarcelamiento fue político, "un mensaje a la lucha de los trabajadores, al constante reclamo de diferentes sectores obreros y populares e incluso sectores medios. Si miro para atrás ese intento no pudo ser, mi detención no generó el efecto de miedo que pretendían, en esa pelea global del Gobierno y Patricia Bullrich y su doctrina Chocobar fracasaron en los votos, en la economía y en el conjunto de la sociedad que rechaza esa forma de gobernar".

Ruiz destaca que el 57 por ciento de los presos no tienen condena, reitera su compromiso de continuar reclamando por la situación carcelaria y agradece "a toda la gente que colaboró en la campaña por mi libertad, mi partido, mi familia y a la red sindical internacional que presionó en 20 embajadas".

Sobre sus días en la cárcel, Ruiz comentó que “primero hubo temor pero empecé a tejer lazos por la situación conjunta de encierro. Hace 20 años se construyó Marcos Paz, las condiciones edilicias son deplorables, hay sobrepoblación y la situación de repudio hacia el gobierno empieza a generar organización. Estando preso hacía asambleas, eso me hizo sentir vivo, agradezco a mis compañeros. Tuvimos pequeños logros que para nosotros fueron grandes”.

Ahora, el comodorense quiere recuperar el tiempo con sus afectos y con su hija: “mi familia no es militante y se metieron en este baile, me acompañaron igual. Quiero compensarlos por ese malestar. Se movieron 2 mil kilómetros y se pidieron días en el laburo para verme. Los trece meses que estuve preso no me los va a devolver nadie, ahora quiero devolver el cariño que me dieron mi familia y amigos. Por el juicio tengo que estar acá, pero mis afectos están en Comodoro Rivadavia, quiero estar en mi barrio Floresta donde nací y luché toda mi vida.

Sobre su futuro dentro de la militancia y la política explicó que “creo que hay un punto de inflexión en la clase trabajadora porque seguramente se van a repetir los resultados de las PASO, le han dado un voto de confianza a la fórmula Fernández-Fernández pero la crisis va a seguir. En ese sentido se vienen nuevos desafíos, y en ese marco sin quererlo, porque nunca quise ser referencia de nada, soy un soldado del movimiento, daré apoyo para que nuevas camadas de luchadores, jóvenes y mujeres puedan ser cabeza de una alternativa. Mi experiencia mala o buena puede servir. Me gustaría volver a los equipos de torre, con mis compañeros doce horas en los pozos de petróleo, y terminar con la adenda que es la reforma laboral en los yacimientos que ha dejado tantos accidentes, contaminación y muertes”.

Por último, se refirió a la actualidad de la provincia de Chubut: “justamente se prendió fuego porque la ley contra la que me manifesté, que es la reforma de las jubilaciones, en mi provincia aceleró las jubilaciones anticipadas del sector petrolero. Ese mismo día firmó el acuerdo fiscal, el gobierno de Arcioni llevó a la quiebra la provincia, además de la mala administración de él y Das Neves con hechos de corrupción. Mi manifestación era porque esa reforma condiciona a miles de personas, los pensionados, los veteranos de guerra y los que reciben la Asignación Universal”

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico