Matías Duhalde apunta al torneo Para-Panamericano

El jugador nacido en Rawson e integrante de la selección nacional mayor de Goalball, habló de su actualidad deportiva en el marco de la pandemia.

Dentro del Deporte Adaptado de Chubut, el goalball es una de las disciplinas más desarrolladas en los últimos años en la provincia. En 2017, el equipo provincial en una histórica actuación, logró el segundo lugar en los Juegos Nacionales Evita de Mar del Plata.

En ese equipo estaba Matías Duhalde, jugador de Rawson que poco tiempo antes no conocía el deporte y un tiempo después, fue campeón patagónico con Chubut y pasó a formar parte de los seleccionados nacionales, primero en categoría Sub-20 y luego la mayor.

Matías recibirá por segundo año consecutivo la beca deportiva que otorga Chubut Deportes, y en diálogo con el área de Prensa, hizo un repaso de su actualidad deportiva.

-Matías, ¿Cómo has llevado en lo personal y en lo deportivo este último año, teniendo en cuenta el contexto?

Este último año ha sido difícil por la pandemia. Se frenaron muchos viajes y torneos que estaban previstos. Además durante mucho tiempo los gimnasios estuvieron cerrados. De igual modo eso nunca me imposibilitó que le saque provecho para poder seguir mejorando. Me fabriqué con ayuda de mi familia unas pesas caseras hechas con cemento y gracias a la ayuda económica de Chubut Deportes, pude invertir en otros elementos de entrenamiento y ropa, para poder seguir preparándome desde casa y retomar el gimnasio cuando reabrieron.

-¿Y cómo marcha tu presente?

En estos momentos entreno de forma individual, con una planificación que me bajan desde la selección nacional. Con el nuevo cuerpo técnico de momento no hemos podido trabajar vía zoom como veníamos acostumbrados por el anterior cuerpo técnico.

-¿El cambio de cuerpo técnico les modificó mucho las formas?

Comenzamos el año con la noticia de cambio de técnicos en el seleccionado nacional y fue duro. Fue un proceso de adaptación. El hecho de pasar de estar acostumbrados a la manera de trabajar de un cuerpo técnico y cambiar a otro cuesta un poco, pero siempre es gratificante salir de la zona de confort para afrontar nuevos desafíos.

-¿Proyectan competencias para este año?

Este año a nivel selección nacional, siempre y cuando la pandemia lo permita, están previstas varias concentraciones para entrenar en campo porque antes de fin de año se jugará el torneo Para-Panamericano en San Pablo, que será clasificatorio para los Juegos Paralímpicos de Tokio. El objetivo será hacer podio para clasificar

-¿Cómo está la situación deportiva a nivel provincial?

Este año lamentablemente nos enteramos que se disolvía el seleccionado provincial, con el cual jugamos muchos torneos patagónicos, por ende fui en busca de un nuevo equipo y por suerte en Comodoro Rivadavia me abrieron las puertas para sumarme cuando podamos volver a entrenar en cancha. Además, surgió la invitación de un equipo de Buenos Aires (Las Pirañas), para disputar torneos que vayan surgiendo a nivel metropolitano y nacional, asique estoy muy agradecidos con ellos por brindarme nuevas oportunidades.

- ¿Cuándo competiste por última vez?

Por suerte este año ya tuve un torneo triangular, llamado “Torneo La Plata”, que se jugó el 28 de marzo y en el cual participé con el equipo de Las Pirañas. Tuvimos la suerte de ganar todos los partidos y salir campeón. La verdad que fue muy lindo poder volver a jugar después de un año y tres meses.

-¿De qué modo tomaste el poder recibir nuevamente la beca de Chubut Deportes?

Con respecto a la beca de Chubut Deportes estoy muy agradecido y orgulloso por haberme dado nuevamente la posibilidad de tenerla. La verdad me ayuda muchísimo en lo económico para poder seguir entrenando e ir de a poco cumpliendo mis sueños.

-¿Sabías que primera vez en la historia el Goalball recibe dos becas?

Sí. Debo decir que me sorprendió y me puso muy feliz por esta nueva posibilidad que brinda Chubut Deportes de otorgar becas al deporte adaptado, como por ejemplo el caso de Geraldine Roberts. Yo puedo decir que vi con mis propios ojos, por más que no vea mucho (risas), todo el sacrificio económico que ella hizo para poder asistir a torneos y entrenamientos, tanto provinciales como nacionales. La tiene bien merecida y esperemos que le sirva para seguir progresando y sea un ejemplo para los demás.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico