Otros presos le dieron una paliza al detenido por balear a su pareja

El hombre imputado por dispararle a su expareja en el pecho el domingo a la mañana fue golpeado durante la noche del lunes en el pabellón general de la Seccional Quinta. Por su seguridad, fue trasladado ayer a la alcaidía. En tanto, Alejandra Lezcano pasó a sala intermedia, lo cual indica una mejoría en su estado.

Luego de que el lunes le dictaran cuatro meses de prisión preventiva, Víctor Hugo Núñez (33) no la pasó nada bien con sus nueve compañeros de la Seccional Quinta, adonde había sido derivado. A las 22 del lunes, antes del relevo del personal policial, los que se iban escucharon algunos gritos y al ir a ver se encontraron con el hombre tirado en medio del pabellón general. Había sido duramente golpeado.

Al ingresar los uniformados los restantes presos ya se habían dispersado y se encontraban en sus respectivas celdas. Núñez no quiso denunciar a nadie, pero tuvo que ser trasladado a la guardia del Hospital Regional a efectos de recibir las curaciones del caso. Finalmente se supo que eran lesiones de carácter leve.

Las autoridades policiales creen que el motivo de la agresión tuvo que ver con el motivo de su encierro. Se habría aplicado una de las máximas del código carcelario que tiene que ver con no lastimar a los más débiles.

El mismo lunes, Núñez fue sometido a la audiencia en la que le formalizaron el delito de tentativa de homicidio agravado por el uso de arma de fuego, por ser contra una persona que mantuvo una relación de pareja y por mediar violencia de género en perjuicio de Lezcano.

Según la acusación fiscal, el sujeto concurrió el domingo a las 6:10 a la casa de su expareja, en las calles Juan Manuel de Rosas y Blas Rodríguez del barrio Abel Amaya. Allí se encontró con otro hombre que decidió retirarse y entonces Núñez discutió con la madre de su hijo de 3 años que dormía.

Le efectuó –siempre según la acusación– un disparo con una pistola 9 milímetros a la altura del pecho que le atravesó de lado a lado y le perforó un pulmón. Por el delito, la justicia le dictó cuatro meses de prisión preventiva a Núñez.

Uno de los argumentos expuestos por la fiscal general María Laura Blanco durante ese acto judicial fue que el sujeto ya había apuñalado a su ex durante la tarde del 10 de mayo cuando fue a visitar a su hijo al mismo domicilio. Por ese delito de lesiones de carácter leve la justicia le había dictado dos meses de prohibición de acercamiento y contacto con la víctima. El ataque del domingo ocurrió cuando ya no regía la prohibición.

EN RECUPERACION

Alejandra Lezcano, en tanto, continúa internada en el Hospital Regional con pronóstico reservado pero con signos de una favorable recuperación. Desde el centro asistencial informaron que la paciente “se encuentra en cuidados intermedios del servicio de cirugía”.

Lezcano “está compensada, hemodinámicamente estable, con drenaje pleural oscilando, con sonda nasogástrica, plan de hidratación y en recuperación”, indica el parte médico al que accedió El Patagónico. Permanece acompañada por sus familiares.

Todo parece indicar que la víctima estaría fuera de peligro, aunque los médicos siguen de cerca su evolución con los cuidados que requiere el tamaño de la herida que dejó un orificio de entrada y salida en la zona del tórax. También habría sufrido fractura de un extremo del esternón y costillas.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico