Petroleras deberán cuidar a la lagartija de Vaca Muerta

Todas las empresas petroleras que pretendan recibir financiamiento internacional en Vaca Muerta tienen que considerar en su proyecto la preservación de la lagartija autóctona que está en peligro de extinción.

El descubrimiento en Vaca Muerta de una especie única de lagartija, la Liolaemus cuyumhue, que está en peligro de extinción deberá ser preservada por las petroleras que pretendan recibir financiamiento internacional para sus proyectos de desarrollo.

La lagartija habita sitios arenosos de Aguada Pichana, Aguada San Roque, Loma La Yegua, en el Bajo de Añelo y fue descripta en una publicación científica que da cuenta de su existencia en el año 2009.

El descubrimiento y descripción de los primeros ejemplares conocidos para la ciencia fue realizado por un equipo integrado por investigadores del Laboratorio de Rehabilitación y Restauración de Ecosistemas Áridos y Semiáridos (Facultad de Ciencias del Ambiente y la Salud) de la Universidad Nacional del Comahue y el Instituto Patagónico para el Estudio de los Ecosistemas Continentales (IPEEC-CONICET) de Puerto Madryn.

La actividad petrolera deberá contemplar la preservación de la biodiversidad y en particular esta especie por razones éticas y de responsabilidad ambiental en el cuidado del patrimonio de los neuquinos pero también para poder recibir financiación internacional.

Según informaron desde la Universidad Nacional del Comahue, las normas sociales y ambientales del Banco Mundial, entidad que financia inversiones millonarias a largo plazo y a muy baja tasa de interés, condiciona la entrega de dinero a empresas que puedan afectar el hábitat de especies en peligro y muy especialmente aquellas que se encuentren en la ‘lista roja de la UICN’.

La norma alcanza a todas las empresas que operan en la cuenca y que pretendan tener un aporte financiero internacional y contempla además la protección de los recursos naturales incluidos los de las zonas áridas, no suficientemente valoradas por quienes no han descubierto aún las maravillas de los desiertos.

En ecología, el desierto tiene un significado muy especial, que al contrario de ser un ambiente sin vida, representa un bioma en todo el planeta que cuenta con las formas más asombrosas de adaptación a las condiciones falta de agua, un elemento fundamental para la sobrevivencia de las especies.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico