Piden 16 años por abusar de su hermana cuando era menor

El fiscal general de Puerto Madryn, Daniel Báez, pidió hoy 16 años de prisión para Andrés Manquemilla, un hombre de 35 años que fue condenado esta semana por abusar sexualmente de su hermana cuando era menor de edad.

Los pedidos fueron formulados durante la audiencia de juicio ante el tribunal integrado por las juezas penales Yamila Flores, Marcela Pérez Bogado y Patricia Susana Asaro, que darán a conocer la semana próxima su veredicto.

La particularidad que tuvo la audiencia de este viernes es que la víctima habló por primera vez -antes lo había hecho solo en Cámara Gesell-, lo que ayudó a la fiscalía a fundamentar el pedido.

Andrés Manquemilla fue condenado por el delito de "abuso sexual gravemente ultrajante, doblemente agravado por el vínculo y el aprovechamiento de la convivencia" con una expectativa de pena de entre 8 y 20 años de prisión.

La joven que fue víctima de los abusos durante una década (entre los 7 y los 17) tiene hoy 27 años.

“La sensación es de liberación porque finalmente se supo la verdad. No eran historias inventadas, no era una pesadilla, era real”, afirmó la víctima según publicó en su página oficial el Ministerio Público Fiscal que difundió el testimonio.

La causa exhibió una familia quebrada entre quienes apoyaban a la víctima y quienes declaraban la inocencia de Manquemilla, como la madre de ambos que declaró a favor de su hijo.

“Ahora se pudo comprobar que lo que decía era verdad, yo no mentía. Fue duro enfrentar a la familia, terminar con la hipocresía pero algo tenía que hacer porque de lo contrario era egoísta, pensaba sólo en mí y si esto seguía le iba a pasar a otra persona”, reveló la mujer tras admitir que "es difícil animarse a denunciar".

"Yo me expuse porque quería que escuchen mi testimonio, desahogarme. Ellos -por los familiares que hablaron en su contra- dijeron de todo por las redes sociales tratando de ensuciarme y yo confié en la Justicia, que me dio la razón", añadió.

Asimismo, puso de relieve la contención que recibió del colectivo de mujeres porque “en un momento estaba desbordada y me acerqué a una marcha, ahí me ofreció ayuda mucha gente, la multisectorial y los movimientos feministas”.

Sobre la causa judicial recordó que “ellos (por su hermano y su abogado) quisieron hacer un juicio abreviado y ofrecieron plata y yo me negué porque... ¿cuánto cuesta que te arruinen la vida?”.

La mujer no tiene el mismo apellido del victimario pues ambos son hermanos por parte de la madre.

Claudia Manquemilla, otra hermana que declaró en el juicio a favor de la víctima, aseguró que "hace tres años hicimos la denuncia y siempre tratamos de que la causa no se caiga".

En tanto, otra hermana que defiende al condenado cuestionó a la Justicia porque "condenó a mi hermano siendo que no había tiempo, lugar ni circunstancia para que eso suceda".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico