Por amenazas contra un testigo le revocaron la prisión domiciliaria a un condenado por intento de asesinato

La jueza penal Raquel Tassello decidió revocar la prisión domiciliaria de Mariano Leonardo Cárdenas y dictar su prisión preventiva por el término de 60 días o hasta que la causa pase en calidad de cosa juzgada. Según una denuncia, el condenado de intentar matar a Fabián Ledesma, amenazó de muerte el 4 de septiembre a uno de los testigos de la causa.

Mariano Leonardo Cárdenas fue condenado en primera instancia a la pena de 5 años y 4 meses de prisión por el homicidio en grado de tentativa de Fabián Ledesma. El fallo fue impugnado por el defensor Alejandro Fuentes y la audiencia de revisión de prisión preventiva de Cárdenas se llevó a cabo el jueves en la sede de los tribunales penales. El debate estuvo presidido por la jueza penal Raquel Tassello mientras que el Ministerio Público Fiscal estuvo representado por el funcionario Cristian Olazábal.
Después de escuchar a las partes, la magistrada resolvió revocar la prisión domiciliaria de Cárdenas y dictó su prisión preventiva por el término de 60 días o hasta que la sentencia pase en calidad de cosa juzgada.
Es que el funcionario fiscal relató que el 4 de septiembre, a las 12, uno de los testigos de la causa estaba en el patio de su domicilio cuando observó que Cárdenas llegó en un remis blanco y bajó el vidrio para decirle "A vos te voy a matar". Esto también fue certificado por otros dos testigos por lo que el Olazábal cuestionó que Cárdenas quebranto el arresto domiciliario y en su horario laboral amedrentó a personas por lo que pidió que se le revocara el beneficio y se dictara prisión preventiva por dos meses.
El defensor del condenado se opuso a la revocación solicitada por el fiscal ya que todavía no ha sido notificado de los argumentos de la Cámara Suprema de Justicia, es decir no existe el doble conforme de la condena. También recordó que queda la instancia de casación y recurso de queja ante la Corte Suprema.
Además, Fuentes consideró que existe una ausencia de precisión por parte del testigo, ya que se refiere a un Fiat Siena alegando que su defendido maneja un Chevrolet Corsa que es utilizado como taxi y no como remis. Es decir que, a su entender, el testigo tuvo una intención clara de efectuar una denuncia maliciosa, y con ello se puede procurar la revocación de la medida sustitutiva de arresto domiciliario.
En ese sentido, el defensor solicitó que se mantenga la medida de arresto domiciliario, con permisos de salidas laborales para Cárdenas, hasta que se acredite con argumentos sólidos la denuncia.
Sin embargo, la jueza penal resolvió revocar la medida sustitutiva a Cárdenas y dictó su prisión preventiva por el término de 60 días o hasta que la sentencia pase en calidad de cosa juzgada considerando la existencia del doble conforme en la causa ya que la Cámara Penal rechazó la impugnación de la defensa y confirmó la sentencia y la calificación legal.
La magistrada también aclaró que la sentencia está confirmada, pero no firme, por las instancias de apelación que enumeró el defensor.

EL CASO
Según el relato fiscal sobre el caso, la noche del 29 de julio de 2016, alrededor de las 21, Cárdenas y Diego España se presentaron en el domicilio ubicado en calle Las de Barranco 2962 y al ser atendido por Fabián Ledesma, ambos lo atacaron. Cárdenas habría efectuado el primer disparo y cuando Ledesma trató de ponerse a salvo habría recibido otros dos disparos por parte de España.
Este último fue identificado por la propia víctima y por su hermano, Ezequiel, quien abrió la puerta de su dormitorio para saber a qué se debían las detonaciones y en ese momento le dispararon sin llegar a herirlo. Ese disparo se le atribuye también a España.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico