Por qué Maravilla Martínez estuvo preso hace 8 años

La experiencia dejó una huella en el goleador de Racing. Fue acusado de quemar y robar la casa del agresor de su hermano, quien había sido baleado.

El delantero estrella de Racing, Adrián “Maravilla” Martínez (31), vivió una experiencia muy difícil antes de alcanzar la fama en el mundo del fútbol. El futbolista estuvo siete meses en prisión tras ser acusado erróneamente de un crimen que no cometió. Contó que fue el momento más difícil de su vida.

En 2014, Martínez fue arrestado tras ser acusado erróneamente de quemar y robar la casa del agresor de su hermano, quien había sido baleado. Luego de siete meses tras las rejas se probó su inocencia.

Martínez contó que fue el momento más desafiante de su vida y encontró consuelo en la religión durante su tiempo en prisión.

Su historia mostró su carácter frente a la adversidad y posibilidad de resiliencia.

"Maravilla" Martínez consolidó este lunes –en la victoria 4-0 sobre el puntero de la Zona “B”, Newell’s en Rosario- lo que había sido sorpresa el viernes, en su tercer partido con la camiseta de Racing, con una destacada actuación en la victoria por 4 a 1 sobre San Lorenzo, donde hizo 3 goles (anoche convirtió 2).

Antes de su llegada a Racing, Martínez había jugado solo en un club local llamado Las Acacias, luego de una breve experiencia en Villa Dálmine a los 17 años. Trabajaba como recolector de basura y albañil hasta que fue encarcelado.

Luego, se abrió paso en el fútbol profesional a los 23 años, cuando tuvo la oportunidad de jugar en Defensores Unidos de Zárate. Desde entonces, su carrera fue ascendente, con pasos por clubes en Argentina, Paraguay y Brasil, hasta destacarse en Instituto de Córdoba, donde dejó su huella con 18 goles y 9 asistencias en 41 partidos. De allí pegó el salto a Racing.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico