"Si no hay Plan B, tampoco habrá tregua"

Acompañados por buena parte del Consejo Directivo, los conductores de la CGT reclamaron un cambio de la política económica. Si bien no descartaron la posibilidad de retomar el diálogo con el Gobierno, lo condicionaron a que haya respuestas a los reclamos sindicales, algo que hasta la fecha no ha sucedido.

"Si no hay plan B, desde acá decimos que tampoco habrá tregua", afirmó el triunviro Juan Carlos Schmid con el rostro adusto durante la conferencia de prensa que brindó la conducción de la CGT, en la cual confirmaron que el cuarto paro general que decretó la central obrera tuvo un alto acatamiento.

En el mismo tono desafiante, Schmid advirtió que "se ha expresado de forma contundente, a lo largo y ancho el país, el profundo rechazo a las consecuencias de este trazado económico".

A su turno, Carlos Acuña aseguró que se "ha terminado la mentira" y se preguntó "¿cuándo el Gobierno va a trabajar para calmar el hambre, terminar con el desempleo y pensar en los trabajadores argentinos?". El titular del gremio de los trabajadores de las estaciones de servicio respondió el argumento esgrimido por los funcionarios nacionales sobre el impacto económico del paro nacional: "Dicen que se perdieron 30 mil millones de pesos; es mucha plata, ¿pero cuánto se están llevando los que apuestan al sistema financiero?", se preguntó para luego recordar que la central obrera le tuvo paciencia al Poder Ejecutivo "que ha demostrado en estos tres años que nunca se dedicaron a gestionar por el sector del trabajo, las pymes y la industria nacional".

Acorde a su estilo, Héctor Daer fue menos dramático que sus colegas del triunvirato pero eso no evitó que reclamara el cambio del rumbo económico. "Le digo al señor Presidente que deje de mirar Ezeiza y se pare en la Cordillera y vea las necesidades del país", dijo, y recordó que "en estos meses hubo una devaluación que pulverizó nuestra moneda, aumentaron los precios, se dolarizaron las tarifas, los servicios y los alimentos". Más adelante advirtió que "no hay dato empírico que permita decir que con este programa de gobierno, que ya produjo fuertes consecuencias sociales, nos pueda sacar". Ante tal coyuntura, Daer le dijo al presidente Macri que "no piense en la reelección, ni en la fantasía de los globos, porque se vienen meses muy duros, y piense en gobernar porque en diciembre de 2019 debe entregar el poder. Piense en un pueblo que necesita desarrollarse".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico