Una menor es sospechosa de haber participado en 6 robos a mano armada

Una joven de 16 años, identificada con las iniciales M.H., sería la protagonista de seis robos que se produjeron en los últimos días en Comodoro Rivadavia, desde su participación en el atraco a la Vinería Musters hasta asaltos con arma blanca a mujeres que esperaban el transporte público de pasajeros. La Brigada de Investigaciones realizó dos allanamientos y secuestró un Ford Ka –propiedad de sus padres-, en el que habría cometido algunos de los ilícitos.

El sábado a las 19 la Brigada de Investigaciones, a cargo de los comisarios Andrés García y Pablo Lobos, llevó a cabo allanamientos en dos domicilios de Antonio Garcés al 2.000, en el barrio Máximo Abasolo. Fue por dos robos que se cometieron el viernes entre las 6:50 y las 8 de la mañana.

La principal sospechosa de los atracos es una adolescente de 16 años que fue identificada el sábado a la tarde en el Centro, cuando circulaba a bordo de un Ford Ka blanco en el que habría cometido varios de asaltos, y que esta sindicada en al menos seis causas de robo agravado y tentativa del mismo delito.

Según las denuncias de las víctimas de los robos del viernes, dos mujeres que fueron asaltadas en la vía pública mientras esperaban el transporte de pasajeros, quienes las abordaron en calles del barrio Pueyrredón se movilizaban a bordo de un Ford K blanco.

En uno de los hechos, la menor habría amenazado a la víctima con un arma blanca para sacarle el teléfono celular. Mientras que en el segundo asalto le dijo a su víctima que tenía un arma de fuego para sacarle las pertenencias.

Las víctimas además de aportar las características del vehículo, también dieron pistas muy precisas sobre una de las asaltantes que, según informaron ayer las fuentes policiales, sería una de las dos mujeres que el viernes 23 de febrero participaron en el asalto a la “Vinería Musters”, en el que se detuvo a Ezequiel Cerroría, a quien se le secuestró una picana con la que habría cometido el robo.

TELEFONOS, ROPA

Y UN VEHICULO

En los allanamientos que se realizaron el sábado en busca de pruebas, la Policía secuestró prendas de vestir y uno de los teléfonos celulares de las damnificadas, que corresponde con el número de serie denunciado.

M.H, en tanto, fue sorprendida por los investigadores en Pellegrini y San Martín cuando circulaba a bordo del Ford K -dominio DKE 954-. El vehículo que es propiedad de sus padres fue secuestrado.

Se presume que la menor participó al menos en seis robos, tres de ellos agravados y los otros en grado de tentativa. Por esa razón, el Ministerio Público Fiscal y la Policía ya pusieron en conocimiento de la situación a la Asesoría de Menores de la Defensa Pública, para que intervenga en el caso. Según se supo, incluso, los familiares de la menor le comentaron a la Policía su preocupación por las “juntas” que tiene, que la llevan a cometer este tipo de delitos.

En ese sentido, los investigadores, anteriormente, ya habían visto a la joven en la vivienda de un conflictivo grupo de la zona alta de la Floresta, con el cual se juntaría cotidianamente.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico