La autopsia determinó que el policía murió de un paro cardíaco y que no sufrió lesiones

El informe difundido ayer por el Ministerio Público Fiscal indica que el comisario inspector Néstor Chávez murió de un paro cardiorrespiratorio no traumático que sufrió durante los incidentes ocurridos el jueves en medio de la movilización de trabajadores estatales en Rawson. También se confirmó que el cuerpo no presentaba lesiones externas. El gobernador Mariano Arcioni acompañó ayer a la familia del extinto policía, así como a todos los integrantes de la fuerza policial que se acercaron al Cementerio Parque Jardín del Cielo, en Trelew, para darle el último adiós a su compañero.

Juan Juárez, del Cuerpo Médico Forense de la Justicia de Trelew, concluyó que el comisario inspector Néstor Chávez murió de un paro cardiorrespiratorio no traumático durante los incidentes que se produjeron el jueves en Casa de Gobierno, en Rawson. También estableció que su cuerpo no presentaba lesiones externas.

La autopsia fue presenciada por el médico Miguel Angel Villeco en carácter de perito de parte y en representación de la Policía del Chubut.

Ese informe se encuentra en manos de la fiscal general Florencia Gómez, quien coordina todo el marco probatorio respecto de los incidentes ocurridos y las lesiones que sufrieron policías que se hallaban en el lugar de la manifestación de trabajadores estatales, además de videos, fotografías y otras evidencias.

Es que en la causa se siguieron tomando testimonios de efectivos policiales que en carácter de denunciantes contaron sus respectivas versiones de lo sucedido.

Asimismo, se han capturado todos los videos de los incidentes que circularon por las redes sociales, ante la falta de funcionamiento de las cámaras de seguridad de la zona que estaban inactivas en ese momento por un corte generalizado de energía.

Entre las pruebas que se están recolectando y que darán cuerpo a la investigación, también se encuentran los informes médicos respecto de las lesiones que sufrieron algunos de los policías que custodiaban el lugar. La gravedad de las lesiones irá delineando la investigación y la respectiva carátula de la misma.

ULTIMO ADIOS

El gobernador de Chubut, Mariano Arcioni, asistió ayer al sepelio del comisario mayor post-morten, Néstor Chávez.

Arcioni acompañó a la familia del extinto policía así como a todos los integrantes de la fuerza provincial que se acercaron al Cementerio Parque Jardín del Cielo, ubicado en la zona norte de Trelew, para darle el último adiós a su compañero.

El gobernador arribó acompañado por integrantes del Gabinete provincial, entre ellos el ministro Coordinador de Gabinete, Sergio Mammarelli y el secretario de Seguridad, Federico Massoni. Asistieron además el jefe y subjefe de la Policía del Chubut, Miguel Gómez y Néstor Gómez Ocampo, de manera respectiva. Además estuvieron presentes otros ministros y funcionarios del Gobierno provincial, integrantes de la Plana Mayor de la Policía del Chubut y vecinos de las ciudades de Trelew y Rawson, entre otros.

Previamente a la cristiana sepultura, realizó una invocación religiosa el padre y capellán de la Policía, Adrián Marí, quien además era amigo cercano de Chávez. El religioso habló de “sanar los vínculos sociales” y también recordó las charlas mantenidas con el comisario mayor post-morten “en encuentros en la Meseta”.

Luego de escucharse los disparos de salva realizados por Infantería, el gobernador entregó a la hija más pequeña del policía fallecido el sable de mando del servidor público, en tanto que el jefe y subjefe de la policía entregaron a la viuda y otros familiares de Chávez la bandera argentina que cubrió el féretro y la gorra de policía.

Seguidamente y en nombre de toda la familia policial habló el comisario mayor Víctor Veloso, quien además fue compañero de promoción del fallecido Chávez. “Caíste en cumplimiento de tu deber” dijo y agregó: “sos un ejemplo a seguir”.

También sostuvo que en la policía “estamos preparados para perder la vida en cumplimiento del deber”, pero también dejó en claro que “te despedimos con dolor”. Y finalizó diciendo: “hoy enterramos a un héroe”, momento en el que todos los presentes brindaron un espontáneo aplauso.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico