Lo confundieron con el anterior dueño de la casa y lo balearon en un hombro

Dos hombres armados irrumpieron en un departamento de la calle Base Esperanza con la intención de tomar venganza con el anterior propietario de una vivienda. Los atacantes se encontraron en la casa con dos matrimonios ajenos a ese ajuste de cuentas. Sin embargo, se produjo un forcejeo en el que el actual residente, un pastor evangélico, recibió un disparo en un hombro, aunque logró quitarle el revólver a su agresor. También se secuestró una réplica de una pistola 9 milímetros.

El confuso episodio se registró a las 23:05 del viernes en un departamento de un plan habitacional del Instituto Provincial de la Vivienda (IPV), ubicado sobre la calle Base Esperanza, en el barrio 194 Viviendas de Kilómetro 8.

Según la denuncia de las víctimas, dos matrimonios se encontraban en ese momento en el domicilio perteneciente al pastor evangélico O.G., de 27 años.

De repente dos hombres armados ingresaron a través de las ventanas de la vivienda en busca del propietario del lugar. Luego comenzaron a agredir a O.G. y al otro hombre que se hallaba en la casa.

Frente a la intimidación de las armas, las mujeres atinaron a encerrarse en una habitación, y el pastor como podía trataba de explicarle a los extraños que ya no vivía más allí el hombre que buscaban y que él era el nuevo dueño.

En medio de los forcejeos las víctimas lograron quitarle el arma a uno de los individuos, resultando ser una réplica de una pistola 9 milímetros, precisaron fuentes oficiales a este diario. Entonces, el individuo que tenía la réplica corrió hacia el exterior del departamento para huir.

El otro individuo que tenía el revólver quedó solo y al verse rodeado por los ocupantes de la casa se inició una nueva lucha en la que O.G. resultó baleado en el hombro derecho. Pese a ello, logró quitarle el arma a su atacante, quien huyó.

Las mujeres alertaron al Centro de Monitoreo y cuando llegó la comisión policial al lugar se encontró con O.G. herido. Tras ser hospitalizado se constató que había sufrido una lesión leve y recibió el alta médica.

La policía secuestró la réplica de la pistola y el revólver calibre 32 con una vaina servida y un machete de hierro artesanal.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico