Macri volvió a cargar las culpas "a la turbulencia de los últimos meses"

El presidente Mauricio Macri difundió un mensaje en la Casa Rosada, durante el cual reconoció el aumento de la pobreza, que ascendió al 27,3 por ciento en el primer semestre de este año, y anticipó: "las próximas mediciones de marzo y septiembre también van a mostrar retrocesos".

En un breve discurso de apenas diez minutos, el mandatario ratificó que el ajuste económico “es la única vía para que podamos tener una vida mejor”. Y agregó: “tenemos meses difíciles por delante”.

A pesar de los alarmantes índices, el presidente volvió a culpar “a la turbulencia de los últimos meses” y señaló que mantendrá su promesa de pobreza cero para “dejar los cimientos listos para que venga quien venga pueda cumplir definitivamente con este objetivo”.

“Es un número que esperábamos”, reconoció Macri respecto del aumento de la pobreza y aseguró que continuará siendo “el objetivo primordial” del Gobierno. Además defendió “el camino” tomado bajo la dirección del FMI, que en los próximos meses generará una fuerte contracción económica, de acuerdo, inclusive, con los pronósticos oficiales.

El mandatario repitió sus acusaciones contra la gestión kirchnerista al decir que en la década pasada se vivía una “realidad disfrazada, atada con alambre”, con una inflación “disfrazada por cepos, tarifas insostenibles, que nos hacían creer que la energía era gratis y con un Estado que despilfarraba recursos”.

“Este es el camino” fue la frase que utilizó el mandatario para cerrar su intervención, sin aceptar preguntas de los periodistas, luego de describir la crisis de su gestión como parte de “una tormenta por la que sabemos que las cosas van a tardar más, y los indicadores de pobreza de marzo y septiembre también van a mostrar retrocesos”.

“Vamos a mantener este objetivo (de la pobreza cero) hasta el final de mi mandato y dejar los cimientos listos para que venga quien venga pueda cumplir definitivamente con este objetivo”, admitió Macri, en un reconocimiento implícito a la dificultad de seguir en la Casa Rosada luego de diciembre de 2019.

Los datos del INDEC difundidos ayer indican que la pobreza aumentó al 27,3 por ciento en el segundo semestre del año, por efectos de la devaluación del peso. La devaluación del peso continuó hoy hacia el máximo histórico de 40,50, a pesar del anuncio del acuerdo con el FMI y se ubicó por encima del promedio de 40,10 pronosticado en el Presupuesto 2019, que el gobierno envió al Congreso hace apenas 10 días.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico