Marcos Bazán fue condenado a prisión perpetua por el femicidio de Anahí Benítez

Anahí Benitez fue secuestrada, violada y asesinada en el 2017 en Lomas de Zamora. Marcos Esteban Bazán, dueño de la casa donde sucedió el femicidio fue condenado hoy a perpetua.

Marcos Esteban Bazán, el dueño de la casa donde se cree que Anahí Benítez fue retenida, drogada, violada y estrangulada en 2017, fue condenado hoy a prisión perpetua por el femicidio de la adolescente de 16 años cometido en la reserva Santa Catalina de Lomas de Zamora.

El Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 7 de Lomas de Zamora, que la semana pasada ya había anunciado su veredicto condenatorio, dio a conocer hoy la sentencia en la que consideró a Bazán como coautor de los delitos de "privación ilegal de la libertad agravada, homicidio triplemente agravado por alevosía, criminis causa y por mediar violencia de género" (femicidio) y como partícipe necesario de un "abuso sexual agravado por acceso carnal".

EL FEMICIDIO

El hecho ocurrió el 29 de julio de 2017, cuando la adolescente salió de su casa de Parque Barón, en Lomas de Zamora, para caminar unas cuadras hacia el Parque Municipal Eva Perón.

Su familia denunció la desaparición ese mismo día y el 4 de agosto el cadáver de Anahí fue encontrado desnudo, con lesiones cortantes y golpes en la cabeza, enterrado en la Reserva Natural Santa Catalina.

La autopsia determinó que la joven había muerto por asfixia por sofocamiento y que había sido víctima de un ataque sexual.

Dos días después, Bazán fue detenido luego de que el can Bruno, un perro rastreador, marcó su casa, situada a 300 metros del lugar del hallazgo, donde se encontró una olla con arroz similar al encontrado en el estómago de la víctima, ropa de mujer, pelos y manchas de sangre.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico