Por el Día del Amigo ayer no hubo discusiones en la mesa del odio

Durante el mediodía de ayer y dando cumplimento a la tradicional celebración del Día del Amigo, los habitués al serviclub de la estación de servicio ubicada a metros del Gorosito, realizaron un brindis por los valores del compañerismo, la lealtad, afecto, estima y concordia.

Caleta Olivia (agencia)

Esta vez, en la habitualmente conocida “mesa del odio” no se habló de política y todos respetaron la veda impuesta a las fogosas discusiones que caracterizan a ese ámbito en el cual se reúnen funcionarios en actividad y otros que pasaron a cuarteles de invierno, comerciantes, empresarios, un médico, jubilados, trabajadores estatales, filósofos de la vida y algún que otro gestor de candidatos de partidos políticos.

Consecuentemente, el encuentro de amistad trasuntó entre anécdotas y bromas e incluso hubo uno invitado especial que no suele ser parte de grupo, tratándose de Alfredo Valfré, exministro de Economía durante una de las gestiones del exgobernador Daniel Peralta.

Todos parecían mirarlo cuando llegó la hora de pagar la cuenta que ascendió a 2.500 pesos, pensando que tal vez hubiera guardado algunos fondos, pero al final el gasto de repartió de manera proporcional entre los 14 asistentes.

Hay que señalar que la mayoría compartió la picada con gaseosas, jugo o café ya que solo dos tomaron una copa de vino o una cerveza y además dejaron una buena propina para las mozas que los atendieron.

Por otro lado fue notoria la ausencia de uno de los más vehementes parlanchines, el exconcejal y actual articulador del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, Walter Cifuentes.

Negaron rotundamente que lo hayan suspendido y aseguraron que se fue de vacaciones porque no puede ingresar a su dependencia ya que la misma la mantienen tomada desde hace varias semanas un grupo de vecinos y vecinas que le reclaman muebles, artefactos del hogar y subsidios.

De todos modos, en son de chanza, comentaron que le enviaron varios mensajes por WathsApp diciéndole que retorne a la brevedad posible porque una de las manifestantes, María Vidal, ya le estaba ocupando su despacho.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico