Recuperarse y seguir creciendo, pese a todo

El que pasó no fue un año más para Comodoro Rivadavia. El devastador temporal que la castigó entre el 29 de marzo y el 8 de abril no solo está en la memoria e inconsciente colectivo de cada comodorense. También sigue presente, latente y a la vista en muchas de las calles y barrios. Desde el poder político, el intendente y concejales de los distintos bloques entienden que "si bien falta mucho" para la recuperación plena, lo peor ya pasó y pese a todo la ciudad sigue en pie.

El aniversario 117° de Comodoro Rivadavia no es uno más. Esa es la sensación que luego del temporal tiene la mayoría de los habitantes de esta ciudad, a casi un año de dicha catástrofe que cambió la historia de la ciudad. Muchos siguen esperando respuestas y trabajando para recuperar sus casas, calles y barrios.

El intendente Carlos Linares y concejales de los distintos bloques –Partido Justicialista-Frente para la Victoria, UCR-Cambiemos y Chubut Somos Todos-, coincidieron en el diagnóstico de situación y en la visión de futuro, pese a las diferencias políticas.

“VAMOS A SEGUIR CRECIENDO”

El intendente Linares, que ayer firmó con el Gobierno nacional el esperado convenio de pavimentación de calles dañadas por el temporal, aseguró a El Patagónico que “si bien todavía falta mucho, porque no todo se hizo en el tiempo que esperábamos y deseábamos, la ciudad no solo no se cayó, sino que en la práctica está en pie y caminando hacia un año mejor”.

El jefe comunal evaluó: “2017 fue un año durísimo. Sufrimos la peor tragedia de nuestra historia. Cada uno de los comodorenses puso mucho trabajo y esfuerzo. Nosotros, desde el municipio, estuvimos como corresponde al pie del cañón y seguimos gestionando para las respuestas y obras que faltan”, advirtió.

En función del camino recorrido, a partir del esfuerzo, Linares proyectó: “2018 sin duda será un año mejor. Los indicadores económicos son favorables para la actividad petrolera. Si a esto le sumamos, el desarrollo de la obra comprometida y la que vamos a hacer con el endeudamiento, queda claro que la recuperación y el crecimiento de la ciudad son la única alternativa posible”, puntualizó.

El titular del Ejecutivo municipal consideró que si el Concejo Deliberante aprueba en el inicio del período legislativo, el endeudamiento de 50 millones de pesos que se solicitarán para obras, “en los primeros meses ya habrá mucho movimiento, tanto para finalizar las obras paradas hace tiempo, como para desarrollar las que estaban pendientes. El 2018 será un año, sin dudas, positivo”, insistió.

“UNA CIUDAD VITAL”

El concejal de la UCR-Cambiemos, Pablo Martínez, recordó todo lo que pasó en 2017 y que este año “de alguna manera, es una bisagra para los comodorenses. Lo que nos sucedió fue inesperado, y nos tiene que servir a futuro”, advirtió.

En ese sentido, el legislador de la oposición remarcó: “la pujanza y la vitalidad que tiene la ciudad, nuevamente han quedado de manifiesto. Por eso creemos que, si logramos avanzar en la reconversión de la ciudad, y si hay una buena conducción, la reconstrucción estará asegurada”.

Martínez consideró: “luego del temporal, no queda otra que hacer lo que no se hizo nunca: que es planificar y pensar en un Comodoro para el 2030. No se puede seguir pensando y haciendo para el día a día. Esto es evidente, y hay que avanzar en ese sentido”, puntualizó.

El legislador municipal por el radicalismo también señaló: “los indicadores petroleros, nuestra principal actividad, también aparecen como favorables. Tenemos que aprovechar lo que puede ser un nuevo envión, y la experiencia reciente, para que Comodoro sea la ciudad que siempre debió ser”, concluyó.

“POTENCIALIDAD UNICA”

Desde el Frente para la Victoria, el concejal Nicolás Caridi, consideró: “más allá de todo lo malo que nos pasó en el 2017, en el que atravesamos la peor catástrofe desde nuestra fundación, Comodoro una vez más demostró que siempre va a trabajar para salir adelante”.

“Aspiramos y trabajamos para un 2018 mejor, y no tenemos dudas de que así será, porque así lo marcan los indicadores. Lo que tenemos que hacer y lograr es que cada uno de los comodorenses, haya nacido acá o no, empiece a sentir que está viviendo en la ciudad que merece. Mejorar la calidad de vida, es algo también urgente”, acotó.

En el mismo tono y línea argumental que Linares y Martínez, el concejal justicialista recordó: “Comodoro tiene esa potencialidad que hace que, siempre en función del trabajo, pueda capear temporales y los malos momentos nacionales o provinciales. Chubut está complicada y seguramente algunos coletazos tendremos, pero esa energía que tenemos hace que pese a todo sigamos creciendo, asentados en nuestro esfuerzo”, cerró.

“LA TENACIDAD Y EL CONVENCIMIENTO”

El presidente de la bancada de Chubut Somos Todos, Ricardo Gaitán, consideró: “este será un año en el que habrá que poner mucha atención en el tema electoral” y que cada uno de los funcionarios “deberá entender que, más allá de sus colores o intereses políticos, debe trabajar para el bien común. En nuestro caso, el de Comodoro Rivadavia”, afirmó.

Gaitán también habló de los efectos del temporal, “de la tenacidad de Comodoro para recomponerse” y de lo necesario que hoy parece “no solo seguir hablando, sino lograr una reconversión productiva. El petróleo se recuperará este año, pero a eso hay que agregarle otros ingresos, así como en la provincia puede ser el de la minería, es necesario que en el plano local, también definamos otros ingresos y recursos”, destacó.

“Comodoro es una ciudad tan atípica y con un poder de recuperación tan grande que hace que, la tragedia que vivimos el año pasado, no digo que quedó atrás o que ya esté resuelta, nos haya enseñado y marcado un nuevo camino, que ya estamos recorriendo con convencimiento y trabajo”, agregó.

Finalmente el concejal advirtió: “así como pasamos la crisis del 2001, y la de la baja pronunciada del petróleo en 1998, el 2017 quedará en nuestra memoria pero quedará atrás, ya que la ciudad está en plena recuperación y con perspectivas de crecimiento ciertas y concretas”, indicó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico