Un centenar de docentes de Caleta no cobra su sueldo desde hace 8 meses

La conducción de la filial Caleta Olivia de ADOSAC instaló ayer una olla popular en el acceso a la Dirección Regional Zona Norte de Escuelas donde anoche permanecía parte del centenar de docentes que no cobran sus haberes desde agosto de 2017 ya que quedaron literalmente olvidados en la maraña burocrática del Consejo Provincial de Educación. Por la mañana quisieron bloquear esas instalaciones pero la policía se los impidió.

Caleta Olivia (agencia)

La fuerza pública se hizo presente en el ese sitio ubicado en la avenida Eva Perón por una urgente denuncia que realizó el titular del organismo Alejandro Maidana, funcionario que no puso el mismo empeño para interceder ante las autoridades superiores del organismo provincial por este acuciante problema que también afecta a otro número no precisado de maestros que residen en diversas localidades de la zona norte.

El portavoz solo se limitó a señalar como excusa a través de un programa informativo radial que la demora en la carga de las horas cátedra que se les debe a los docentes damnificados obedecía a problemas burocráticos dentro del Consejo Provincial de Educación (CPE) que tiene sede en Río Gallegos.

Manifestó que su delegación no tiene participación directa en el circuito administrativo ya que las planillas son enviadas desde las escuelas directamente a la oficina que liquida los sueldos en la capital provincial e incluso endilgó responsabilidad a directivos de escuelas locales, argumentando que algunas planillas fueron devueltas por estar mal confeccionadas.

SOLO OCURRE

EN LA ZONA NORTE

Haciendo una revisión retrospectiva a este problema, vale recordar que el mismo surgió luego de que el CPE realizara algunos cambios administrativos, pero resulta que la situación no es la misma en Río Gallegos donde los casos son resueltos rápidamente, por lo cual la filial local de ADOSAC demanda que al menos se dignen a venir a Caleta Olivia algunos referentes del área que coordina la faz administrativa porque pareciera que ésta y otras localidades de la zona norte pertenecieran a otra provincia.

Vale señalar que no todos los maestros a los que se les adeuda salarios acudieron a manifestarse, ya que en principio fueron seis o siete y luego llegaron a ser alrededor de 30 al avanzar la tarde.

Los primeros, en su mayoría mujeres que estaban visiblemente indignadas, quisieron bloquear el acceso a la Regional de Escuelas, pero por la denuncia que hizo Maidana rápidamente llegó una comisión policial para impedírselos.

Salvo algunas discusiones con los uniformados, no se produjeron incidentes y las maestras decidieron colocar una pancarta a media altura en el acceso, mientras que en el interior quedó solo un policía de consigna.

LAS HERAS Y TRUNCADO

Otros serios inconvenientes en el ámbito educativo se están registrando en Las Heras y Pico Truncado. En la primera de las localidades el intendente José María Carambia (Alianza Cambiemos) decidió a partir de ayer retirar al personal municipal que se venía desempeñado en varias escuelas como porteros o en tareas de maestranza, lo cual dejó un gran vacío operativo que hasta anoche no había sido resuelto por el CPE.

En tanto, en Pico Truncado numerosas auxiliares mantenían ayer bloqueados los accesos a edificios escolares exigiendo estabilidad laboral y cobrar dos meses de sueldo que les adeuda el municipio del cual dependen, cuya intendencia está a cargo de otro referente de Cambiemos, Omar Fernández.

Además pudo saberse que tres de ellas ya habrían sido citadas por el juez de instrucción, Leonardo Cimini Hernández.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico