Un espacio donde la historia teje redes de conocimiento

LUPAT es una organización civil sin fines de lucro donde un grupo de profesionales promociona la historia de Comodoro Rivadavia y comparte con la comunidad sus proyectos de investigación académica. Su sede de Kilómetro 12, además, es parte del programa municipal Turista por un Día.

Los investigadores universitarios Graciela Ciselli y Marcelo Hernández se encontraban puliendo los detalles finales de un libro dedicado a la historia de Kilómetro 3. Era tanta la información con la que contaban que empezaron a madurar la idea de construir un espacio destinado a compartir y ofrecer ese conocimiento. Esa premisa comenzó a gestarse hace cinco años.

El tiempo pasó y la idea se fue materializando. “En principio fue intentar plasmar todo el recorrido de Graciela de investigación en un lugar (lleva 30 años dedicados a la investigación histórica) y compartirlo con la gente de Comodoro”, sostuvo Hernández en diálogo con El Patagónico.

Así fue que nació LUPAT, una organización civil sin fines de lucro que está compuesta por profesionales de la región, con el objetivo de compartir la historia y las ciencias sociales como un recurso educativo, social y turístico. El espacio está destinado a todo aquel interesado en conocer la historia regional y aprender sobre ella.

El edificio, ubicado en Kilómetro 12, fue construido con fondos familiares. Sin embargo, era necesario organizar cómo se plantearía la muestra. Esto fue posible gracias al aporte del personal del área de Museos de la Municipalidad que prestó sus servicios de manera desinteresada.

“Empezamos a armar nosotros la muestra con todo lo que teníamos, hicimos lo que pudimos hacer y el resto lo encargamos”, explicó Hernández. Ese proceso comenzó hace dos años y medio en busca de seguir investigando y capacitando a todos los interesados por conocer la historia de la región, subrayó.

DIVERSION Y CONOCIMIENTO

LUPAT cuenta con un espacio de capacitación y otro de recreación que tiene que ver con las muestras, venta de libros y juegos de mesa patagónicos. Además, una o dos veces por mes se recibe a la gente que participa del programa municipal Turista por un Día.

La idea está diagramada bajo tres grandes componentes que son la historia de la Patagonia y el Golfo San Jorge, todo lo que es la historia urbana de Comodoro Rivadavia como ciudad y la micro historia que son las historias familiares. Esta última propuesta se va modificando a medida que la gente ponga a disposición su relato con fotografías y documentos.

Un ejemplo de ello es que hasta abril se podrá disfrutar de la fundación de Comodoro. Los primeros 50 años de ciudad son reflejados a través de preguntas de las siguientes premisas: ¿Cómo se fundó?, ¿quiénes la fundaron?, ¿quiénes son esos fundadores?, entre otras. A esto se le deben sumar fotografías y noticias de época, planos, proyectos del Concejo Deliberante y de la Municipalidad. “Está todo lo que tiene que ver la historia de los primeros 50 años de Comodoro Rivadavia”, indicó Hernández, quien al igual que Ciselli es docente e investigador de la Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales de la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco.

La actividad de LUPAT no se detiene. Es que ya a comenzó a planear su trabajo para el 13 de diciembre, Día del Petróleo, una fecha icónica para la región. “Todo estará centrado con el petróleo, Comodoro y cómo era la vida en los barrios petroleros como Diadema, Astra y Laprida donde había un manejo urbano distinto”, afirmó Hernández.

“Hoy por hoy hablamos que Comodoro se fundó en tres sistemas. El agropecuario, el ferroviario, y el petrolero. El primero de todos fue el agropecuario fue el que le dio noción y que había que poner un puerto y aparece el sistema ferroportuario. Este último se modifica al descubrirse el petróleo y se modifica la dinámica de la ciudad al encontrarse un sistema petrolero, más allá que no tenía nada que ver la ciudad con los pueblos petroleros que eran independientes y que tenían su propia dinámica”, analizó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico