Diez años de prisión para Correa y más de $27 millones de multa

El Tribunal encargado de llevar adelante el juicio por la causa conocida como El Embrujo, integrado por los jueces Ricardo Rolón, Marcela Pérez y Alejandro Soñis, condenó este mediodía a 10 de los 12 imputados con penas que van desde los 2 hasta los 10 años de prisión, además de multas para algunos de los condenados y el decomiso de inmuebles y automóviles.

La pena más fuerte recayó sobre Diego Correa, exsecretario privado del fallecido gobernador Mario Das Neves y extitular de la Unidad Gobernador, sobre quien pesa ahora una condena a 10 años de prisión, además de una multa superior a los 22 millones de pesos por los delitos contra el estado y otra multa de $ 5 millones de pesos por lavado de activos que fue requerida por la defensa.

Según publica Jornada, si bien los integrantes del tribunal tuvieron como atenuante de las penas el hecho de que los imputados no tuvieran antecedentes penales, en el caso de Correa apuntaron como agravantes que hubiera utilizado una oficina pública para cometer los delitos, además de su codicia y la intimidación a quienes lo investigaban, puesta en evidencia en las escuchas telefónicas difundidas durante el juicio.

A Correa, como también a Diego Lüters, también se les impuso la inhabilitación a perpetuidad para ejercer cargos públicos. En el caso de quien era funcionario de la unidad gobernador, y brazo ejecutor de la organización, la pena impuesta fue de 5 años de prisión y una multa de $ 750 mil, por enriquecimiento ilícito.

Los jueces condenaron a Daniela Souza a 4 años de prisión, en tanto que Natalia McLeod –pareja de Correa al momento del hecho - fue condenada a 3 años y dos meses de prisión, además de una multa de $ 525 mil por enriquecimiento ilícito, aunque la justicia deberá restituirle 4 mil dólares que fueron incautados en su casa y que ella asegura eran un ahorro de su madre, sin que la fiscalía hubiera podido corroborar lo contrario según los jueces. Ambas fueron inhabilitadas a perpetuidad para ejercer cargos públicos.

El contador Federico Gatica en tanto, fue condenado a la pena de 4 años de prisión, accesorias legales y costas, además de una multa de $ 5 millones por lavado de activos. En su caso se tomó como agravante su condición de profesional contable.

También fueron condenados Sandro Figueroa (3 años y 4 meses de prisión); Juan Carlos “Tato” Ramón (3 años y 3 meses de prisión); Rubén “Bedo” Reynoso (2 años de prisión); Christian Gisande (2 años de prisión); Jorge Anibal Godoy (2 años y 8 meses de prisión). En el caso de Reynoso y Gisande también opera la inhabilitación especial para ejercer cargos públicos.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico