Repudio en Arsenal de Sarandí al embajador británico

La amenaza de un escrache de excombatientes de Malvinas desmovilizó la presencia del diplomático en el estadio del club que presidió Julio Humberto Grondona.

Mark Kent no pudo ir este domingo a la cancha de Arsenal de Sarandí para presenciar el partido con Los Andes. El club de la banda roja sobre la camiseta celeste marchaba hasta hoy tercero en el Nacional “B”, con chances de pelear por uno de los dos ascensos a Primera que están en disputa.

Cuando ex combatientes se enteraron de que sería recibido en el club Arsenal de Sarandí –homónimo del londinense con el que Kent se identifica como hincha– fue como si los hubieran empujado de nuevo a un pozo de trinchera. La iniciativa duró apenas unas horas. Levantó repudios en las redes sociales. Hasta que se canceló la invitación al diplomático cuando circuló la iniciativa de un escrache previsible, un repudio por los 746 soldados muertos y la ocupación, en pleno partido de este domingo contra Los Andes.

Según cuenta en su edición de hoy Página 12, la idea de que se acercara Kent hasta el estadio Julio Humberto Grondona fue del periodista Reinaldo Martínez. El 15 de febrero le entregó en mano al embajador una nota con membrete oficial de Arsenal. Se sacaron juntos una foto, el inglés agradeció y en su cuenta de twitter escribió: “¡Que honor tener la posibilidad de conocer el Arsenal argentino!”. El mismo día, un departamento interno del club que realiza actividades solidarias, ratificó la invitación y lo convocó con un “lo esperamos Mr. Kent”. La información circuló por la publicación que hizo la agencia periodística El Vigía de Avellaneda. Desde ese momento creció el estado deliberativo, la sorpresa y la indignación tanto afuera como adentro de la institución deportiva. Alejandro D’Andrea, un ex combatiente de Malvinas, escribió en las redes sociales: “Nunca el club Arsenal hizo un recibimiento o reconocimiento a las familias o combatientes como lo está haciendo con el embajador inglés”.

Miguel Silva es el vicepresidente de la entidad de Sarandí. PáginaI12 lo consultó sobre la situación que se dio con la invitación a Kent: “Iba a venir pero después me confirmaron que no lo haría”. A la pregunta sobre si habría influido una iniciativa para rechazar la presencia del embajador, respondió: “A ver… la cancelación no fue dispuesta por nosotros, por lo cual, quizás del otro lado lo percibieron y dijeron que no vendría. Sé que hubo un contacto con gente del club, porque él es hincha del Arsenal inglés y por una pavada así sucedió lo que pasó. No habrá visita, por lo que no se puede hablar más de eso”.

Edgardo Esteban es periodista de la cadena Telesur, combatió en Malvinas y su historia fue llevada al cine por Tristán Bauer en Iluminados por el Fuego (2005). Futbolero, dijo que le dolió la invitación que le cursó Arsenal a Kent: “Cada vez que voy a la cancha siempre hay una bandera de las Islas Malvinas como un homenaje a los ex combatientes. Eso demuestra el sentido de pertenencia que tiene el pueblo argentino con la causa. Entonces, a un embajador que se dedica a falklandizar el tema, tenemos que marcarle nuestra identidad. Porque si hay pocos temas donde no existen grietas entre los argentinos, uno es Malvinas. Este hombre vino a hacer política. Por eso duele que haya sido invitado oficialmente a ver un partido de fútbol”.

Kent es un funcionario del Foreign Office británico tan hiperactivo que gusta sumarse a actividades como las que le planteó Arsenal. Cuando llegó a la Argentina colocó un cuadro de Churchill junto a uno de San Martín en el palacio Madero Unzúe, la sede diplomática. Ya conoce varios estadios de Primera División, es un amante del fútbol y colecciona camisetas de distintos equipos. El deporte es una de sus armas para ejercer la seducción de lo que llama “la diplomacia abierta”. En una entrevista reciente en Infobae elogió a Marcelo Bielsa, dijo que le gustaría conocer a Diego Maradona pese al gol con la mano de Dios y señaló que “esto no es un conflicto entre argentinos y británicos, hay que tomárselo con humor”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico