También en Trelew hay varias escuelas en las que se dificulta del inicio de clases

El gobierno provincial aún no terminó de refaccionar varias escuelas en Trelew. Hay edificios con baños clausurados, goteras, calderas averiadas y problemas eléctricos. En algunos casos el temporal de viento acentuó los daños. El año pasado hubo dos escuelas tomadas por problemas edilicios.

Directivos de escuelas dijeron que si bien hubo avances en las refacciones de los edificios, hay problemas de mantenimiento, y en algunos casos el gobierno provincial –a través del ministerio de Infraestructura que conduce Gustavo Aguilera- ni siquiera se hizo presente en los establecimientos. El año pasado alumnos tomaron durante 60 días el ex Colegio Nacional y la Escuela Nº 714 por estos mismos problemas edilicios. Padres y alumnos esperan que para el inicio del ciclo lectivo estén reparadas.

Ayer en la Escuela Nº 730 de Trelew, supervisores, directivos y dirigentes de la Atech se reunieron para repasar los avances de las refacciones de los edificios que están a cargo de la cartera de Obras Públicas, informó El Chubut.

Los gremios docentes demandan que el gobierno repare todas las escuelas y pague los incrementos adeudados como condición para que el próximo 26 de febrero comiencen las clases. Ambos compromisos fueron rubricados en paritarias.

PALOMAS Y RATAS

En la Escuela Nº 174 del Barrio Amaya hay dos calderas que permanecen averiadas desde junio de 2019 y –como ocurre en la Escuela 738 de Comodoro- solo la visitan las palomas que ingresan por el techo con goteras y por los ventanales rotos.

Este verano, además, los invadieron las ratas, porque no le pagaron al veterinario y se llevó las trampas. Los baños están clausurados, sin inodoros, y con las cañerías rotas. Como contracara de esto, hicieron un aula donde las madres podrán dejar a sus hijos al cuidado de docentes, mientras estudian.

En la Escuela Nº 712 el gobierno instaló una costosa caldera que venían reclamando, pero no hicieron el mantenimiento necesario para ponerla en funcionamiento. También hay tres baños clausurados, y el temporal de viento provocó daños en los techos.

La mayoría de los insumos fueron costeados por la cooperadora y la provincia puso la mano de obra, dijeron las fuentes.

En Trelew, el gobierno de Mariano Arcioni tiene relevadas refacciones en las escuelas Nº 5, Nº21, Nº 714, Nº 712, Nº 721, Nº85, Nº53 y el edificio de Bellas Artes, entre otras. Prevén destinar en total unos 200 millones de pesos para reparar todos los establecimientos de la provincia, incluidas las obras que empezaron y no se pagaron en años anteriores.

La semana que viene, los docentes deben presentarse en las escuelas y no hay ninguna garantía de que esto vaya a suceder. El ministro de Educación, Andrés Meiszner, quedó en presentar este viernes el cronograma de pagos de las tres cláusulas gatillo adeudadas. Los docentes exigen liquiden los aumentos antes del inicio de las clases para retornar a las aulas el miércoles 26.

¿Y LOS CONTENIDOS?

El punto que no está resuelto es cómo van a recuperar los alumnos los contenidos que se perdieron el año pasado. Según directivos consultados, cada escuela aplicó los lineamientos del Ministerio de Educación de acuerdo con sus posibilidades. En el nivel primario, hay establecimientos que decidieron “mechar” los contenidos perdidos en los años siguientes. Hubo escuelas como la del Barrio Amaya que perdieron 17 semanas de clase por los paros.

Las escuelas secundarias implementaron programas de “fortalecimiento” en diciembre de 2019 y este mes, en áreas esenciales como Lengua y Matemática. Los docentes que trabajaron en diciembre en estos programas todavía no cobraron los haberes.

También incorporaron la Escuela de Verano, que funciona desde el 3 al 21 de febrero, y si bien no es obligatoria, los alumnos podrán aprobar las materias pendientes del año pasado, a partir de una evaluación conjunta entre los docentes.

En la Escuela Nº 712, por ejemplo, se inscribieron 160 alumnos que están completando los contenidos que le faltaron. La institución destinó las 70 horas institucionales que dispone para implementar estos programas de refuerzo.

Pero no todas las escuelas pudieron aplicar este programa. Los alumnos que no se anotaron en la Escuela de Verano tendrán que rendir los contenidos adeudados con sus profesores, a partir de la semana que viene.

En estos casos, hay directivos y docentes que dudan en que se puedan recuperar los contenidos perdidos en una semana, ya que las clases comienzan el 26 de febrero, según el cronograma.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico