Tras los repudiables dichos de Albino, Salud defendió el uso del preservativo

La cartera sanitaria provincial emitió un comunicado a raíz de las aberrantes declaraciones efectuadas por el médico Abel Albino en la Cámara Nacional de Senadores, en el marco del debate del proyecto de ley sobre la interrupción voluntaria del embarazo.

El Ministerio de Salud del Chubut, que conduce Adrián Pizzi, lanzó un comunicado luego de las repudiables frases realizadas por el médico Abel Albino, quien se desempeña como asesor del ministerio de Educación de la Nación, recibe millonarios aportes del Estado Nacional a través de la fundación CONIN y quién fuera el primer candidato de Mauricio Macri para dirigir la cartera más importante a nivel Salud del país, en el que defiende “las políticas públicas que con fundamento sólido y científico dan lugar a la continuidad de estrategias contundentes en el cuidado de la salud de la población”.

El comunicado continúa indicando que “los preservativos son un elemento crucial para un enfoque integral y sostenible de la prevención del VIH y otras Infecciones de Transmisión Sexual (ITS), y son eficaces para evitar embarazos no deseados. El preservativo ha tenido un papel decisivo en los esfuerzos de la prevención del VIH, las ITS y el embarazo en muchos países, demostrado a lo largo de los años”.

Desde Salud agregan además “el preservativo ha contribuido a reducir la transmisión del VIH y limitar una más amplia propagación de esta enfermedad en contextos en que la epidemia se concentra en poblaciones específicas. A su vez, continúa siendo una herramienta fundamental de prevención del VIH y las ITS, junto a la información correcta y adecuada”.

También cabe destacar que la dispensa de preservativos, gratuitos y accesibles a toda la población, “es una de las estrategias que se promueven desde los equipos de salud. Indiscutiblemente, el uso correcto del preservativo tiene una doble función que no la tienen otros anticonceptivos: previene simultáneamente las ITS y el embarazo no deseado. Por todo esto, este método está propuesto por innumerables entidades científicas y organizaciones relacionadas con la protección de la salud. Refutar esta eficacia comprobada carece de rigor científico, y redunda en falsedad y desinformación para toda la comunidad”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico