Denuncian al Gobierno por "intromisión" durante las elecciones

El apoderado del PJ, Jorge Landau, afirmó que el Gobierno busca permitir la "intromisión" de las fuerzas de seguridad que no son federales en los centros de votación, algo que contradice al Código Electoral. Realizó una denuncia ante la Justicia Federal contra la resolución.

El Frente de Todos denunció ante la Justicia al gobierno nacional por intentar "establecer un sistema paralelo de seguridad" para las elecciones generales del próximo domingo, a través de la “intromisión” de las fuerzas de seguridad que no son federales en los centros de votación.

La sugerente medida, además, pretende abrir una línea telefónica "confidencial" entre cada colegio con la cartera que comanda la ministra Patricia Bullrich para supuestamente se informen "denuncias".

La denuncia del FdT se basa en una notificación emitida por la Cámara Nacional Electoral que da cuenta de una resolución del Ministerio de Seguridad enviada el 23 de octubre, en la que permite que las policías provinciales y locales actúen en el interior de los lugares donde se vota.

Además, el texto especifica que entre las medidas “ajenas al ámbito de competencia” electoral solicitadas por el Ministerio de Seguridad “se requiere la designación de un responsable para comunicarse con el teléfono ‘confidencial’ para efectuar denuncias al ministerio” a cargo de Bullrich.

“El Ministerio de Seguridad no puede estar adentro de las escuelas porque el Código Nacional Electoral establece que ahí solo puede actuar el Comando General Electoral”, puntualizó a Página/12 el apoderado del PJ, Jorge Landau, quien presentó formalmente la denuncia ante la Justicia Federal.

El Comando Electoral depende del Ministerio de Defensa y está integrado por las Fuerzas Armadas y de Seguridad, tal como lo estableció el decreto 223/2019. Y si bien Gendarmería, Prefectura y la Policía Federal, están dentro de esas órbitas, no lo están las fuerzas provinciales ni municipales a las que la ministra Patricia Bullrich hace entrar en juego.

“Lo que se quiere es hacer que el personal policial que está afuera pueda intervenir en todas las denuncias que hace habitualmente”, añadió el ex diputado, y citó como ejemplo el reparto de propaganda política o ejerciendo violencia contra un ciudadano, entre algunas posibilidades.

El Código Electoral “establece que las policías locales no ingresa en el establecimiento, y que solo lo pueden hacer las fuerzas federales porque tienen responsabilidad en la custodia del acto comicial”, recalcó el ex diuptado.

El Comando Federal tiene un comandante militar, Carlos Pérez Aquino, quien depende de la cartera de Defensa pero está subordinado a la jueza electoral María Romilda Servini. Tiene jurisdicción en todo el país y es responsable de la logística y custodia de las elecciones.

La presentación judicial remarca que la intervención de la cartera de Seguridad está “fuera de los canales institucionales establecidos por la legislación vigente para el día del comicio”, y deja claro que cualquier “violencia o alteración del orden público” es de “competencia del Comando Electoral", y no del ministerio, tal como lo establece la ley 19.945.

Esas competencias, agrega, abarcan todas las situaciones de seguridad que se relaciones con el acto electoral, ocurran o no dentro de los establecimientos de votación”. Para Landau, la decisión de Bullrich es parte de la serie de “trampas” que el gobierno de Mauricio Macri coloca a medida que avanza el día en que se definirá quién será el próximo presidente.

“Todo lo que viene haciendo el gobierno va en esa dirección y vamos sorteando cada una como una carrera de obstáculos”, dijo durante una entrevista por FM Futurock, en la que enumeró la serie de presentaciones que el Frente de Todos planteó en estos últimos días. Entre otras, el reparto de subsidios de Ministerio de la Producción y los problemas de la transmisión de datos de “otro round con Smartmatic”, añadió.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico