Le colocaron una tobillera electrónica a Luis Vidal

Pasado el mediodía la fiscal María Laura Blanco requirió le sea colocada una tobillera electrónica a los fines de un mayor control de la medida sustitutiva de la prisión preventiva que viene cumpliendo el imputado, prohibición de acercamiento y contacto con la víctima, Lorena Paredes.

Se llevó a cabo en los tribunales penales ordinarios la audiencia de revisión solicitada por la fiscal en virtud de profundizar las medidas sustitutivas que pesan sobre el imputado Luis Rubén Vidal, aunque éstas no hayan sido quebradas.

El acto fue presidido por Mónica García, jueza penal subrogando a la jueza natural de la causa, Mariel Suárez; por el Ministerio Público Fiscal se hizo presente María Laura Blanco, fiscal general; en tanto que la defensa de Vidal estuvo a cargo de Ricardo Amado, abogado de la Defensa Pública.

Luego de la presentación de las partes, la fiscal requirió el mantenimiento de las medidas de coerción que le fueran dictadas en la audiencia de control y apertura al imputado Luis Rubén Vidal. Prohibición de acercamiento con la víctima por el término de seis meses, que dure la investigación, esto es prohibición de acceso y contacto con la víctima tanto en su domicilio como en la vía pública. Prohibición de concurrir a lugares comunes y de todo tipo de contacto con Lorena Paredes, tanto en su domicilio, en el de sus padres y en la Escuela donde concurre su hija. Solicitando se implemente el sistema de tobillera electrónica con el fin de mejorar el sistema de control sobre el imputado Vidal, que cumpla las medidas sustitutivas que se le han dictado. El sistema de implementación sería un dispositivo a Vidal a fin del cumplimiento de las medidas dispuestas. Mencionando finalmente la fiscal que dicho dispositivo electrónico es provisto por el Ministerio de Gobierno y Justicia de la Provincia.

El defensor por su parte no se opuso y acompañó el pedido de la fiscalía, haciendo la aclaración que los dispositivos posean un GPS. También expuso su criterio que la presente audiencia debía haberse fijado como una audiencia de incidentes ya que se articula en la misma la implementación de un dispositivo electrónico y no una revisión que modifica las medidas sustitutivas que le fueran impuestas a Vidal.

Finalmente la jueza penal subrogante dispuso la modificación de la medida de coerción, ampliación de la misma, es decir la colocación de la tobillera electrónica ya que no hubo contradictorio entre las partes. Resolvió modificar la medida de coerción de prohibición de acercamiento y contacto físico, a 200 metros de la víctima, Lorena Paredes, y de todo lugar donde se encuentre. Prohibición de contacto de todo tipo por teléfono y por las redes sociales o cualquier otro tipo de contacto por el tiempo que dure la investigación. Ordenando la colocación de la tobillera a Luis Rubén Vidal, a cargo del Ministerio de Gobierno y Justicia Provincial.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico