Una mujer trans es candidata a gobernadora en Estados Unidos

El caso de Christine Hallquist es representativo de cómo irrumpieron las mujeres y las minorías en este ciclo electoral en Estados Unidos de cara a las elecciones legislativas y regionales de noviembre.

Por primera vez una mujer trans fue electa candidata a la gobernación del estado de Vermont, Estados Unidos, por el partido demócrata. Christine Hallquist, de 62 años, ganó el martes las elecciones primarias para competir por la gobernación en los comicios que se celebrarán en noviembre. En las primaras demócratas, Hallquist se enfrentó a otros tres candidatos, entre ellos un niño de 14 años. De ahora en adelante, tratará de arrebatar el puesto al republicano Phil Scott, actual gobernador de Vermont que busca la reelección. La última encuesta publicada en julio sugiere que la carrera de Hallquist para desplazar a Scott sería impredecible debido a que la mayoría de los votantes dijeron que no estaban familiarizados con sus rivales. Sin embargo, la candidata obtuvo los mejores números a la hora de dilucidarse si era conocida o no entre los votantes, con un 41%, 12 puntos porcentuales por delante de su colega demócrata Brenda Siegel.

La candidata Hallquist hizo su transición de género en 2015, luego de varios años de mantenerlo oculto, mientras dirigía la compañía eléctrica Vermont Electricity Coop, años antes de lanzar su candidatura a gobernadora. Mientras trabajaba en dicha compañía de energía, Hallquist se convirtió en la primera directora ejecutiva de una empresa en hacerse un cambio de sexo, un proceso para el que no abandonó su puesto. “Mi camino para ser mi yo auténtico ciertamente no fue fácil. Sin embargo, siempre ha sido importante para mí vivir abierta y honestamente. Escogí hacer la transición de una manera muy pública porque sentí que se lo debía a aquellos en la Cooperativa Vermont Electric que confiaron en mí”, aseguró Hallquist al lanzar su carrera política.

Según publica Página 12, el caso de Hallquist es representativo de cómo irrumpieron las mujeres y las minorías en este ciclo electoral en Estados Unidos de cara a las elecciones legislativas. Allí más de 400 candidatos LGBTI se presentaron a elecciones y 199 mujeres triunfaron en las primarias e intentarán ocupar un lugar en la Cámara de Representantes. Entre ellas se destacan la afroamericana Jahana Hayes, por el estado de Connecticut y Deeb Haaland, por el estado de Nuevo México. Esta última se convirtió en la primer mujer indígena en la historia de Estados Unidos que competirá por una banca en el Congreso. En las elecciones de noviembre podrían tener, por primera vez, su lugar en el Capitolio dos candidatas musulmanas y demócratas.

La postulante por Minnesota es Ilhan Omar, de origen somalí y la representante por Michigan es Rashida Tlaib, quien la semana pasada ganó las primarias del distrito 13 por ese estado. Además la demócrata Stacey Abrams es la primera mujer negra nominada a gobernadora por Georgia.

En las elecciones de noviembre se renovarán los 435 asientos de la Cámara de Representantes, un tercio de los 100 miembros del Senado y varios gobernaciones, así como diversas elecciones estatales y locales.

Los resultados de este martes de las primarias mostraron, a lo largo del país, dos tendencias a la hora de elegir: los votantes demócratas eligieron a más mujeres o a miembros de minorías, y los republicanos se aferraron a candidatos más cercanos a Donald Trump, mandatario de Estados Unidos. Así, en las primarias republicanas en Minnesota, el exgobernador Tim Pawlenty fue derrotado en su intento de recuperar la nominación conservadora a la Gobernación, en beneficio del candidato Jeff Johnson, que había sido respaldado por el magnate. Pawlenty había calificado a Trump de deficiente, desquiciado y no apto para ser presidente en las semanas previas a las elecciones presidenciales de 2016, mientras que Johnson se acercó al mandatario durante su campaña de los últimos meses. La atención en estos sufragios se centró también en la batalla para hacerse con el escaño de presidente de la Cámara de Representantes, puesto que ocupa actualmente el republicano Paul Ryan, quien anunció recientemente que dejará el Congreso. El candidato republicano a suceder a Ryan será Bryan Steil, que ganó con un 51,4% sus primarias, mientras que el sindicalista metalúrgico Randy Bryce, de origen mexicano, ganó la contienda demócrata con un 60,9% y tratará de vencerlo en el puesto. Además, los republicanos apoyaron la candidatura para el senado de Leah Vukmir,en Wisconsin, quien durante sus discursos electorales enalteció reiteradas veces a Trump.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico