Vándalos causaron destrozos en un jardín maternal municipal

Individuos inescrupulosos que aún no pudieron ser identificados ingresaron en horas de la madrugada de ayer al jardín maternal municipal "Sagrada Familia" de esta ciudad forzando y destrozando varias puertas y vidrios de ventanas, además de causar desorden en escritorios, muebles, lavadero y cocina.

Caleta Olivia (agencia)

No es la primera vez que ese edificio ubicado en la esquina de calle Gamboa y avenida Tierra de Fuego, zona del barrio Perito Moreno –en inmediaciones del supermercado Carrefour-, es blanco de hechos delictivos ya que en un lapso de dos años se produjeron al menos cinco entradas de delincuentes.

Esta vez no pudieron llevarse nada, pero se cree que se alejaron rápidamente cuando pensaron que alguien los había visto, dado que abandonaron un equipo de computación que ya habían retirado de un mueble de la dirección.

En el jardín “Sagrada Familia” son asistidos gratuitamente alrededor de 60 niños de pocos meses a doce años de edad cuyos padres son de bajos recursos y dejan a sus hijos en ese lugar porque no pueden pagar guarderías particulares cuando se ausentan de sus hogares para acudir a sus trabajos.

INDIGNACION

La primera en sentir un gran disgusto fue la directora de la institución, Evangelina Fernández, cuando a las 6:50 llegó al jardín y vio que la puerta metálica de acceso estaba abierta y su cerradura violentada.

Luego, a medida que iban arribando las puericultoras (personal que cuida a los niños), se constató que otras puertas interiores, varias de ellas de madera, también habían sido forzadas.

Asimismo, observaron que los vidrios de varias ventanas estaban destrozados y que en todas las instalaciones existía un gran desorden de materiales e incluso era evidente que los sujetos (no serían menos de dos) habían orinado en el hall de entrada.

Minutos después llegaron funcionarios del Departamento Ejecutivo y

policías de la Comisaría Seccional Segunda y de la División Criminalística, quienes realizaron un minucioso peritaje en busca de huellas dactilares que posibiliten identificar a los responsables.

VARIOS CASOS

Más tarde, a través de la Supervisión de Comunicaciones, el municipio emitió un informe de prensa dando cuenta de que “lamentablemente, a pesar de que las autoridades buscan tomar los recaudos necesarios, los hechos delictivos en jardines maternales municipales han sido reiterados en el último periodo”.

Al respecto se recordó que en 2017 se produjo otro hecho vandálico en el denominado “Manitas Traviesas”, ubicado en el barrio 17 de Octubre; a fines de 2018 un episodio similar se registró en el “Sagrada Familia” y en febrero de este año los vándalos causaron destrozos en el llamado “Monoliso”.

Por otra parte, la directora del jardín que ayer fue nuevamente blanco de daños, comentó que “con todo el personal, estamos desde las 7 de la mañana recibiendo a niños cuyos padres van a trabajar y aquí desayunan, almuerzan, meriendan y toman un refuerzo”.

“Es muy importante la tarea que hacemos en este lugar y por eso que venga gente con malas intenciones a romper y destruir es una contracara. De todos modos, agradecemos a los papás que nos eligen, confían en nosotros y nos apoyan en estos tristes momentos porque hay gente malvada que desprecia los espacios comunitarios”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico